Primero que nada, si esperaban que un artículo periodístico los haga raperos exitosos me gustaría que cierren el navegador y nos dejen de seguir en todas las redes. Lo bueno del periodismos independiente es la libertad de poder reírse del periodismo comercial, he ahí la explicación del título. Por favor, no compren más títulos hechos por publicistas, no existen las soluciones mágicas, las curiosidades son en su mayoría completamente inútiles y nadie puede saber con certeza qué signo del zodiaco tiene más hambre. Pese a todo esto, como me considero un redactor que nunca da menos de lo que promete les voy a contar cuáles son los mejores tips para empezar en el mundo del rap y exitoso… 

Tip número 1: LA MÚSICA ES UN MEDIO, NO UN FIN. Y esta debe ser el lema de toda cultura que quiera ser sana. No se trata de impresión, se trata de expresión. Si decidís que lo tuyo es emprenderte en este camino tenes que saber que tus primeros oyentes van a ser tus conocidos, a los cuales, lamentablemente, no les vas a poder vender una película. Por eso te recomiendo que seas real, que hables desde vos y no desde tu alter ego. Usa tu nombre antes de crearte un seudónimo. Hace que tus conocidos te conozcan aún mejor, de una manera honesta y desnuda.

Tip número 2: ASEGURATE DE TENER ALGO PARA APORTAR. Y esto es muy importante, el rap está de moda y hay un estudio casero cada dos cuadras, por ende, cada vez son más los que quieren ser escuchados y menos los que quieren escuchar. Por alguna buena razón tenemos dos oídos y una boca, ¿no?. Un rapero y productor muy amigo mío me contó el otro día que cuando decidió que su misión tenía que ver con el arte se sintió poco digno de cargar un rótulo que todavía no sentía merecer. ¿Qué hizo para ganarse el título? Simple, estudió. Dejó su libreta y sus ritmos de lado y se puso la tarea de escuchar al menos tres discos nuevos por semana durante un año. Cuando terminó ese año, además de la bellísima experiencia arqueológica que tuvo, se dio cuenta que muchas de las cosas que él quería decir ya estaban dichas, y que incluso estaban dichas de las maneras más bellas y exactas, y es precisamente por esto último que realmente no le importo si estaban dichas por él o por algún otro rapero oriundo de la antártida, simplemente daba igual. Se concentró entonces en buscar sus granitos de arena.

Truco número 3: EL ÉXITO COMERCIAL NO ES EL ÉXITO ARTÍSTICO. Hay que decir lisa y llanamente: la calidad del arte no tiene absolutamente nada que ver con la atención que va a recibir. ¿Queres ser reconocido? Perfecto, el 1% de la población posee la misma riqueza que el 99 restante y esta desigualdad se aplica en una escala mucho mayor en los artistas, si de ingresos y atención se trató. El mundo es injusto, la meritocracia es una falacia y las cosas que buscas ya tienen dueño. ¿Porque mejor no nos enfocamos en el arte?

Tip número 4: PRIMERO EXISTIERON LA MÚSICA Y LOS RECITALES Y DESPUÉS LA GRABACIÓN Y LOS VIDEOCLIPS. Y este es un punto importantísimo, hoy en día es demasiado fácil hacer una pista, grabarle una letra y editarle un vídeo. Aunque parezca todo lo contrario, la realidad es que la tecnología está jugando en nuestra contra. En las primeras grabaciones de bandas los instrumentos se paneaban religiosamente imitando el lugar en el que los músicos se posicionan sobre el escenario. La idea era que se pueda sentir el efecto de estar en un recital. Asimismo, con el videoclip paso algo parecido, una de las tantas versiones de su invención indica que la idea le pertenece a los Beatles. Cuenta la leyenda que al ver que no iban a poder presentarse en cada rincón del mundo que los reclamaba se les ocurrió filmar una performance y distribuir la grabación para que por lo menos la gente pueda asistir por televisión. En ambos casos todo surge por una necesidad de trascender el recital en vivo. No desperdicies tu energía en en grabar, editar, mezclar, masterizar, filmar, editar, subir a youtube y por último coronar en Spotify. Difundir algo que nadie te pidió, solo te vas a frustrar. Lo que me lleva al último tip…

Tip numero 5: EL MICRO ABIERTO ES TU NUEVO DIOS. Así como dije en el punto anterior, no tiene sentido que des algo que todavía no te pidieron, así que, antes de buscar llenar una sala, primero intenta domar un micro abierto. Busca en facebook cada evento que posea estas dos palabras y asistí a la mayoría que puedas. Siempre tene patente en tu memoria al menos tres letras que sean tus “caballos de batalla”, y repetí las mismas tras a cada micro que vayas. Primero que nada, le vas a encontrar el gustito. Segundo, vas a empezar a coquetear con las bases, aprender en donde caer, donde respirar y cómo adaptar la letra para que entre bien. Tercero, de tanto repetirla y repetirla y repetirla, va a llegar un momento en el que vas a tener tu forma de interpretarla preferida. Es ahí cuando una letra está lista para ser grabada. Ahora lo que sigue es contactarse con artistas que estén en la misma vos y empezar a autogestionarse eventos…

Espero que este tutorial les haya sido de ayuda, si les gusto no se olviden de darle al pulgar arriba, comentar, suscribirse al canal, presionar la campanita, seguirme en mis redes y hacerme una donación al CBU que dejo abajo en la descripción.

Por Santiago Sammartino (@samezoooo)