Noche fresca la del viernes. Fresca pero no tanto. Noche de buena música, de amigos. Noche de Ciclo Kairos. El Emergente Bar esperaba recibir un evento cargado de Hip Hop y por ende, hasta allí nos fuimos para saciar esa sed.

En el 1300 de Francisco Acuña de Figueroa, en el epicentro del barrio porteño de Almagro, la fiesta se cocinaba lento y prometía su estado de ebullición. Como siempre, agarramos la libreta y emprendimos viaje hacia El Emergente. Con una campera alcanzaba, ni muy muy, ni tan tan.

Llegamos y la gente se amontonaba en la puerta esperando el comienzo de esta segunda edición del Ciclo Kairos. A modo de adelanto te informamos que habrá uno todos los meses. Siempre es lindo cruzarse con amigos y como dije en la introducción fue una noche de amigos, o al menos se sintió así con buena vibra en el aire. El Emergente es un lugar impresionante y luego de las reformas lo es más aún. Con las refacciones parece más grande y hasta incluso más cómodo para ver shows. Durante nuestra espera para el ingreso nos topamos con Gonzalo, ex productor de Crew Emergente; también con Alejandro, bajista de LUG (La Última Generación) banda que cerraba la noche y tuvimos el placer de toparnos con Enki y con Miguel, miembros de Tape Hip Hop, unos colegas que la rompen todos los miércoles de 18 a 20 hs. por  Viaducto Radio. Un placer ver tanta gente amiga en el mismo lugar.

El Hip Hop une y  esta segunda edición del Ciclo Kairos fue una muestra de lo que sucede cuando los planetas están alineados. Entramos y la gente que esperaba afuera de a poco comenzó a colmar El Emergente. Pasadas las 00.20 hs. empezó a sonar Trópico, la banda que abrió la noche. Con esos mantras tranquilizadores y ese saxo, esa guitarra, ese bajo y esa batería le dieron inicio a una noche que pintaba tremenda. Nota de autor: Si llegas a tu casa acelerado y con rabia producto de la calle, de la rutina, poné Trópico que con esas fusiones te harán bajar mil cambios. Durante 40 minutos, estos pibes, hicieron que El Emergente se vaya prendiendo para cocinar el Ciclo Kairos a fuego lento.

Luego de un corte musical era hora de escuchar a la segunda agrupación de la noche, R4nch3, este quinteto salio a escena y por alrededor de 30 minutos hizo delirar al público con sus temas power. Con una presencia escénica importante, R4nch3 dejo prendido fuego el escenario de El Emergente que aún no llegaba ni a la mitad de la noche.

Hago un parate para hacer una reflexión personal. ¡Que bien le hacen los instrumentos al rap! es muy satisfactorio ver como hay una nueva camada de bandas que se alinean detrás de un estilo Militantes del Climax y que se animan a las fusiones, utilizando el rap como carta comodín y que se encargan también de buscar una puesta en escena, un show que ofrecer. Esto sin dudas, enriquece mucho a la movida nacional. Me surgió una pregunta ante esto y es ¿Es este el “Hip Hop de moda”? Lo pregunto porque el público de este tipo de bandas como R4nch3, como Metahapax, Lug, etc. es visiblemente diferente al de otras bandas y/o artistas del mundo rap; y porque realmente mucha gente las sigue, mucha gente las corea y mucha gente las comparte. Es un público que zigzaguea entre el Funk, el Hip Hop y ese afro beat que es tan hermoso al oído. Una escena local en pleno crecimiento y eso es motivo de alegría.

Una vez terminado el show de R4nch3, fue el turno de otro corte musical que se vió interrumpido de la mejor manera por Rama, integrante de la Orquesta de Beatbox, quién por alrededor de 10 minutos deleito con un sinfín de ritmos a los presentes. Rama fue quien entregó la posta y les dió pie a ellos, uno de los platos fuertes de la noche, Metahapax. La gente los coreaba y una vez abierto el telón, la multitud explotó en un alunisono “Metahapax, Metahapax”. Si bien salieron a escena listos para romper todo, los problemas de último momento, esos que siempre llegan cuando menos tiene que aparecer, demoraron por un ratito el comienzo de su show e hicieron que esa sed de música del publico demore en apagarse. Solucionados los problemas técnicos, este sexteto con muchísimo power comenzó a sonar. Uno tras otro fueron pasando los temas de una banda que tiene muchísimo para dar y que sin dudas debes seguir de cerca. Con un estilo muy marcado, siguiendo ese sonido Climax con tintes de El Kuelgue, pero con mucha hambre, Metahapax, es sin duda una agrupación con muchísima proyección. Por alrededor de 40 minutos esta gran banda hizo delirar al Emergente y puso el Ciclo Kairos en su punto álgido con reciente tema “Hambre” que formará parte de su primer EP que se llamará “Hapax“.

No me voy a cansar de repetirlo, fue una noche de amigos, de buena vibra, de mucha y buena música. Casi finalizando el show de Metahapax nos cruzamos con un amigo de la casa, de pasada nos topamos con el gran Fabian Micheli, “Miche” para los amigos, creador y responsable de Dead Is Dead, marca que desde Flow avalamos y compartimos.

El reloj marcaba casi las 3 de la mañana del día sábado cuando el show de Metahapax llegaba a su fin. Y aquí debemos pedir disculpas. Es que luego era el turno de LUG (La Última Generacion) quienes cerraban con su show, esta segunda edición del Ciclo Kairos pero por razones personales no pudimos estar presentes, teniendo que abandonar la noche antes de lo previsto. No tenemos dudas que la rompieron como siempre y pudimos confirmarlo gracias a una charla con Enki quién nos puso en tema y nos contó que cerraron con su ya característico “open mic” algo que habla tan bien de una banda. LUG es otra de esas agrupaciones con mucho futuro, ya los hemos visto en otras oportunidades y podemos asegurar que esta banda “made in Vicente Lopez” tiene muchísimo para dar. Luego de dos EP y muchísimo recorrido en distintos recintos, LUG, vive un gran presente y trabaja para un futuro prometedor dentro de la escena nacional. Desde acá te recomendamos prestarle un oído si es que nunca los escuchaste.

Así se termino la noche. Antes de lo previsto pero hiper repletos de buena música. Un éxito total esta segunda edición del Ciclo Kairos que como dijimos llega al Emergente una vez por mes para llenarlo como el viernes pasado. Mucha gente fue testigo de esta fiesta y sin dudas, el Hip Hop fue protagonista de una noche increíble. Desde Revista Flow felicitamos a los responsables y esperamos ansiosos la tercera edición.

Por Kevin Dirienso Poter (@kevindpoter)