¿Todo pasa por Buenos Aires?

Siempre digo que desde el debate se crece. Las diferencias en las opiniones nos hacen ricos como personas y el poder intercambiar conceptos con respeto nos puede llevar a buen puerto siempre. Suelo hablar con los artistas, me gusta compartir sus opiniones o sus puntos de vista acerca de los medios de comunicación, de como ven a la cultura desde «su lado del mostrador» y sobre la música en general.

Así fue que charlando con un cantautor del interior del país, llegue a una deducción importante, Argentina es un país donde todo, para tener importancia, debe pasar por Buenos Aires. Este Mc, gran Mc, por cierto, me descargo una metralleta de verdades que con la rutina diaria pasan desapercibidas. Con un tono enfático y completamente ofuscado, me dio sus argumentos para demostrarme que Buenos Aires, como el mismo definió «es la New York Argentina». Hablando de todo lo que bordea al Hip Hop, este artista, me puso sobre el escritorio un montón de situaciones que le pasan por «ser del interior».

Muchos de los artistas que entreviste son del interior del país y en todas las charlas que mantuve hay un patrón que se repite y es la respuesta «Dios está en todos lados pero atiende en Buenos Aires», casi como resignados, aquellos que viven lejos de la gran urbe, perdieron la fé en formar parte de la escena nacional, que más que nacional es «local». En su descargo, este Mc, me hizo una crítica sobre como los medios de comunicación giramos en torno a los mismos artistas una y otra vez casi sin siquiera observar lo que sucede a kilómetros de la Capital Federal. En mi caso particular, no estoy para nada de acuerdo con eso, creo fervientemente que todos los periodistas de Hip Hop argentino peleamos al igual que los artistas contra la economía, el tiempo y todas las adversidades que podemos tener para llevar adelante los proyectos con un buen periodismo, intentando, ser lo más federales posible.

Lo que el define como «centralismo horrendo», yo lo veo como un sin fin de falta de estructuras que no permiten generar una industria nacional propiamente dicha. Si bien es cierto que este fenómeno no afecta solo al rap o al Hip Hop, de eso vivimos y de eso estamos hablando. En una parte de la charla me cuenta que «acá (por el interior) también se sacan discos, se producen eventos, se hacen graffitis, se graban videos, etc.» y sí, eso sucede, es cierto y desde todas las provincias salen artistas del carajo. Tenemos el caso de Neuquén, desde donde han salido enormes artistas y agrupaciones de rap nacional, Kraneando Actividad, Lnano Alex, por poner algunos ejemplos.

Escribo esta nota luego de la charla porque me parece necesaria. Siento que en muchas cosas no coincido, pero en otras tantas sí y mucho. El centralismo existe y genera grietas. Expone diferencias entre artistas céntricos y aquellos que están obligados a venir a Buenos Aires para tener una oportunidad. ¿Cómo cambiar eso? La verdad no tengo la respuesta, si la tuviera, la develaría. Creo que para empezar deberíamos tener autocrítica y dentro de esa autocrítica estamos todos los que amamos la cultura y en este caso, la difundimos. Parece mentira o una tomada de pelo, pero en todas las conclusiones sobre los debates que surgen para «mejorar» la escena nacional, hay una palabra que no para de repetirse: UNIÓN.

Durante su descargo, el artista en cuestión, le pega duro al periodismo. Duro no, durísimo. Y repito, en muchas cosas no coincido pero en otras tantas sí. Es hora de agarrar el toro por las astas y cambiar para bien, esos paradigmas, de mejorar, de «profesionalizar» y como me planteo este Mc, «indagar más, al fin y al cabo son periodistas».

Ustedes que piensan ¿Hay un centralismo marcado en el Hip Hop nacional?

Por Kevin Dirienso Poter. (@kevindpoter)

Warrobit: «Warriors» – 2018

Silvio Tomás Venica decidió dejar el lugar detrás de las consolas y la producción para dar un puntapié inicial a su carrera como Mc, Warrobit es el nombre elegido para esta nueva disciplina y «Warriors» el fruto de ese salto de la producción a la escritura y el canto.

La placa cuenta con 7 tracks, dos colaboraciones por parte de Marte y otra de Randy; y otras dos producciones de JeroGianca y QuimeyEste disco significa un antes y un después en mi vida, luego de haber alimentado el Hip Hop argentino con Castillo Records, «Warriors» es el reflejo y resultado de múltiples experiencias las cuales me desafiaron y enseñaron como persona.” expresa Warrobit. Sin más vamos a picar el disco tema por tema.

El arranque de Warriors está a cargo de «Avanza», con un beat implacable y un gran dominio del ambiente, Silvio logra crear un gran clima para el primer track del disco. “Su mentira vende, pero la verdad contraataca” crudísimo.

La segunda canción del disco se podría decir que es hasta experimental. Con el alma de productor Warrobit saca de la galera «C.R.A.C.K.» parándose de letras con actitud contestataria, esta canción proclama: “El cambio sos vos, el cambio soy yo”.

A Partir de ahora el disco entra un trance melodramático que puede llegar a tornarse un poco monótono debido a que todos son traps (excepto Náufrago), aunque en este tramo Warriors va en un in crescendo en cuanto a la calidad de los temas (también se da a lo largo del disco).

«Na de mi» es el tercer tema de la placa y donde encontramos la primer colaboración, Randy es el elegido. La canción es el típico trap romántico y nostálgico con graves explotados, nada nuevo.

En la seguidilla de traps románticos el segundo es «Pecado», donde volvemos a encontrar una colaboración, esta vez es Marte, quien canta y fluye en la canción.. En este track se puede escuchar una mayor elaboración que la anterior.

El último trap del disco se da a llamar «Perdidos», y es el mejor. Con un ambiente totalmente oscuro y con una viola muy linda de fondo Warrobit  encuentra muy bien la manera de fluir sobre la pista y escribe unas buenas barras que merecía el tema.

La estocada  final del tramo más romántico del disco se lo da «Amanecer». Un boom bap “sad” que arranca con unas palabras de Silvio como si fuese un audio de Whatsapp a alguien, a un amor. El ambiente es el mismo de «Perdidos» pero «Amanecer» me gusta más, porque detrás tiene una verdadera gran letra casi como descorazonada o mas bien escrita con el corazón en la mano. Gran canción.

Warriors es un disco de qué va de menor a mayor.  Tal es así que el punto más alto del disco lo encontramos en «Náufrago». Si la receta para una buena canción de hip hop son buenas rimas más una base igual de buena, aquí Venica lo cumple. «Náufrago», tiene una letra poderosa arriba de unas guitarras que sumadas al hit hat dan como resultado la mejor canción del disco.

Warriors se puede encontrar tanto en Spotify como en Youtube, recomiendo escucharlo en esta última ya que en los comentarios están las letras subidas por el mismo Warrobit y un texto en la descripción del vídeo contando más acerca de este álbum. Aún así, como siempre decimos, suscribanse al canal del artista y denle «play» en todas las plataformas, no cuesta nada y le estas dando una mano enorme a los artistas, a Warrobit en este caso, quien con Warriors lanza su carrera como Mc. 

Por Santiago Olguin.

Delfino Flow – «GENERACIÓN BASTARDA» (2018)

Durante este 2018, el rap, sigue en alza y por ese sendero de «madurez artística» que viene transitando hace meses pero que ante cada nuevo material parece afirmarse más aún. Luego de años de trabajo, de viajes, proyectos y horas de estudio, Emiliano Delfino, más conocido por todos como Delfino Flow, editó «Generación Bastarda» su nuevo álbum.

Este es su tercer disco y con él llega un Mc directo, donde sin vueltas escupe barras repletas de criticas, de ironías sociales y de todo eso que completa el día a día de este rapero santafecino. Generación Bastarda es una bomba de casi 40 minutos donde el sonido clásico del boom bap se encuentra entre arreglos melódicos muy bien trabajados desde la primer canción. Con respecto a la parte gráfica, el laburo es un 10. Primero por el arte de tapa y segundo por la seguidilla de animaciones que siguen tema a tema la reproducción del álbum.

Generación Bastarda cuenta con 11 tracks y algunos featurings de gran calidad como lo son con sus compañeros de Maicrofonkillaz, Fluir y Gogo Clap, en el tema homónimo a la banda y con Emilia Cersofio en la canción «¿Qué?». Repleto de sonidos, Generación Bastarda, te sumerge y te pasea por un mundo bien rapper. Sin vueltas Delfino Flow se propone dejar bien en claro su postura «qué es lo que queres escuchar, si vos también podes conseguir la libertad. Me cago en el estado de bienestar bien estamos rapeando contra el sucio capital» afirma en una de sus barras, este Mc quien vuelca en este disco sus más de 10 años en la movida.

Completo de principio a fin. Así podemos describir brevemente el nuevo trabajo de Delfino Flow. Los puntos más altos del álbum llegan con  «Cárceles mentales», una canción con una guitarra rítmica que hace que te muevas sin importar donde estés y en donde esos arreglos musicales marcan un salto de calidad. «A los malos mambos mejor no hacerles caso» rima Delfino en este track. Otro de los temas destacados llega con «¿Qué?» una gran canción junto a Emilia Cersofio donde ambos artistas proponen hacernos escuchar. Casi 5 minutos de puras verdades. 

El disco cierra con «Puños al aire» que fue el adelanto de este gran álbum. Generación Bastarda es un trabajo completo. Te pasea por distintos sonidos y la lírica de Delfino te deja con esa idea de ir por más, de seguir buscando y que sea cual sea el camino hay que dejar una huella, hay que hacerse escuchar. Disco muy recomendable que tenes que escuchar y analizar, ya que ese sinfín de rimas vale la pena. Gran trabajo de Delfino Flow, quién ahora centrara las energías en la agrupación de la que forma parte, Maicrofonkillaz y el disco que se viene, el cual llevara el nombre de «Never Quedarla». Por lo pronto, vos, dale play a Generación Bastarda.

Por Kevin Dirienso Poter

Escucha Generacion Bastarda acá: https://open.spotify.com/album/27BTjqGVqbgGNhsfYeFzpw 

Link YouTube: https://www.youtube.com/watch?v=AC1bI4rCfBY