LA ENORME NOCHE DEL ENANO ALEX.

Un lujo. Así de corta es la descripción que podemos hacer de lo que sucedió el pasado domingo en Beatflow. Es que Alex Heduvan, el enano para todos nosotros, presentaba sus últimos dos discos. Rodeado de amigos y colegas, Alex, demostró que la altura de su rap es cosa seria. 

Los domingos suelen ser días raros, cuesta salir, cuesta hacer planes. Aún así, Beatflow fue testigo de una noche especial. Se palpaba en el aire la energía y el rap, el más puro rap, que habita la city porteña pero que nació en la Patagonia de nuestro país.

Pasadas las 20 hs. se abrieron las puertas y un ratito después llego el turno de El Escriba quien sería el encargado de abrir la jornada. El rapero procedente de Neuquén, pese a ser de Buenos Aires, abrió la noche con un repertorio de aproximadamente 6 canciones. El Escriba llegó a Capital para detonar las pistas y para dejar un mensaje importante: “Es importante volar con convicción”. Cierto.

El enano se encargó de todo. Además de ser el plato fuerte de la noche, organizó cada detalle para que todo saliera a la perfección, fue host de la jornada y se dió el gusto de compartir escenario con amigos. Así fue como luego de El Escriba, Alex, presentó al Negro Miguel, oriundo también de la ciudad del viento. El negro es el “mentor” del enano, algo que el mismo hizo saber cuándo lo presentaba. Durante 5 temas, el negro, hizo delirar a los presentes haciendo entrar en calor al recinto. 

Concluido el show del Negro Miguel, se presentaron, Erick Beat y Markitos, quienes por alrededor de 15 minutos hicieron un beatbox que quedó en la retina de todos. Hipnóticos y con un ritmo increíble, estos chicos pertenecientes a la Orquesta Nacional de Beatbox, dirigida por el genial Milo Moya, desgastaron el escenario y se ganaron todos los aplausos del público.

Eran casí las 22:30 hs. Pero todavía faltaba un poco para el show principal. Por eso, el enano presentó a su hermano de la B2 Crew, Under Mc. Con ese flow distintivo y con mucha personalidad, esa que lo destaca, Under desparramo rap por doquier para darle paso al Enano.

No era un show más. No era una noche cualquiera para este mc neuquino que hace 3 años dejó su lugar para probar suerte en Buenos Aires. Costó trabajo, esfuerzo y una dedicación impresionante pero el resultado fue increíble. Era la enorme noche del enano Alex.  Junto con su banda, Alex, subío al escenario cuando el reloj se posaba sobre las 23hs. y con ese power impresionante derritió Beatflow. 

Perfectamente acompañado por Santiago Ordoñez en los teclados, por Fabricio Gomez en el bajo, por Alejo Toral en la batería, por Dj Dphaz Groove como dj selecta y en las tornas  Dj Pharuk, el enano iba destilando el repertorio de sus dos últimos trabajos de estudio (Alexperimento & Alexodo).

Hubo para todos los gustos. Con banda, con pista. Invitados y hasta una ronda de freestyle, del buen freestyle, no ese que pusieron de moda. Sol Cansino, Under Mc, El Escriba, el Negro Miguel, Kris Alaniz, Milo Moya, El Auelo, Yema IcePato Smink, Bruking, todos. Bestias del HH nacional que acompañaron al enano en su noche.

Así fue como por alrededor de 20 temas, Alex Heduvan, hizo trizas la tarima. Merecido “triunfo” el del enano quien es una persona muy querida y respetada por todos dentro de la cultura. Con la noticia de que posiblemente salga algo nuevo antes de fin de año y con el cuerpo repleto de rap, volvimos casa. Cierre de año perfecto… continuará…

Por Kevin Dirienso Poter

Fotos: Juan Vethencourt

Agradecimientos: Al enano Alex por la buena onda.