«ES MENTIRA QUE EL BOOM BAP ES SIMPLE»

Por Lautraro «Lykao» Yanes (@lykao.sdc) & Gian Franco Lisanti (@itnasilnaig)

El domingo 19 de julio, con motivo del lanzamiento de su último EP, Repeat 3peat, nos encontramos por Zoom con Lego. Él estaba en Mar del Plata, nosotros, en Capital. Domingo de lluvia, de frío y una charla de dos horas que nos dejó inundados de información. Cerca de las 00 del lunes se terminó la llamada. Reflexiones, anécdotas y proyectos pasados, presentes y futuros se entremezclan en las respuestas de un artista que, desde lo introspectivo y emprendiendo un viaje interior y exterior, busca llegar alto; “Es sano el ego de artista pero cada uno tiene que ser consciente del lugar que ocupa”.

¿Sensaciones después de sacar el disco?

Re piola, mas que nada porque no se afloja. Un mes antes de sacar todo fue muy intenso de cranear el paso a paso. Íbamos haciendo audiovisuales acá en mardel mientras craneabamos como ir sacándolo, después se iban sumando cosas. Pero en el momento en que salió fue un alivio, queríamos hacer un proyecto cerrado por todos lados y lo conseguimos. Ahora me mantengo entretenido, quisimos ponernos a armar fechas apenas salió el disco pero la pandemia nos cago. La respuesta de la gente fue hermosa, me sorprendió un montón. Sentí que había gente esperando material nuevo. Hicimos un par de streamings para presentarlo y salieron piolas pero podrían haber salido mucho mejores. Con el tiempo vamos mejorando y haciendo shows más extensos. Es algo que uno va armando en el día a día. Es un bajón depender de la conexión pero la otra vez, por ejemplo, conecte el ampli al celu y al micrófono y di terrible show.

Cuando sacaste el ep ¿ya tenias fechas en capital o fue de improviso, de cuarentena?

Es el primer material que saqué sin pensar en hacer fechas. Por la pandemia me di cuenta que el disco que ya venía preparando -Cambalache- iba a llevar un poco más de tiempo pero que me tenía que mantener activo, así que decidí venirme a Mar del Plata, donde las cosas están más tranquilas que en el AMBA y terminé de hacer el EP que tenía en mente. El hecho de que acá haya más posibilidad de circulación me permitió hacer vídeos y trabajar más cómodo. Además, hacer algo en mi ciudad me encanta. Buenos Aires me dio un montón pero este es mi lugar. Me gustaría hacer una fecha acá antes de irme.

¿Por qué sacar repeat 3-peat cuando ya habías anunciado Cambalache?

Yo anuncié Cambalache en octubre del año pasado. En ese momento tenía, o al menos eso pensaba, gran parte del proyecto terminado. La cosa es que desde que me fui a Buenos Aires, empecé a atravesar una reestructuración en mi carrera que también impactó en el proyecto por lo que decidí que lo mejor era esperar a estar realmente conforme con el material para sacar un disco así. Pero la demanda de la gente por material nuevo seguía estando. Ahí surge la idea de volver a Mar del Plata y editar Repeat 3Peat.

¿Por qué te fuiste a Buenos Aires? ¿Te sirvió?

Totalmente. Sin flashar la de American Dream, me fui en agosto de 2019, para tener más visibilidad. Tenía ganas de que gente que no me conociera escuchase mi música, es algo que no quería perder la oportunidad de hacer. Por suerte, me recibieron muy bien y pude armar mi equipo de laburo. Me había dado cuenta que cada vez que tocaba en vivo en Mardel éramos los de siempre, contados con los dedos de las manos. Que te respeten y te escuchen en tu barrio es fundamental, pero yo tenía ganas de llevar la música a la gente. El exceso de publicidad nunca me gustó mucho, por eso me fui allá a hacer escenario, quería llevar mi música en lugar de atraerlos por redes sociales.

¿Hubo un momento en particular en el que te diste cuenta lo que tu música genera en la gente? 

En los números. Al principio no me lo creía tanto pero cuando Papiroflexia llegó a cien K, siendo el segundo tema que yo hacía y el primero en el canal de Bastardos del Barrio, mi ex crew, ahí dije “esto lo puedo aprovechar, lo puedo repetir y lo puedo seguir haciendo”. Después me pasaron cosas como que me hable gente de España diciéndome “hey bro tu música está que flipa”, que para mi es una banda. El otro día me habló una maestra de primaria comentandome que había escuchado mis raps y se acordó que ya de chico escribía un montón y que sabía que yo iba a terminar haciendo algo con la escritura, con la literatura. Ese tipo de cosas me hicieron dar cuenta. La fecha con T&K en Uniclub también fue importante en ese sentido

Contanos sobre quienes trabajan y trabajaron con vos

Mi primer productor fue el Bobi G. Él me grabó Papiroflexia, que me puso por primera vez un micrófono adelante y me dijo que podía hacer música y me puso fichas. El fue muy importante y siempre le voy a agradecer todo. La idea del disco había nacido con él pero no se pudo concretar. A Tommy lo conozco hace un año y medio. Apareció cuando yo estaba buscando un productor fijo que me revolee pistas por la cabeza. En ese momento él tenía poco tiempo haciendo música, pero me mand’o lo que tenía y me re cebó. 9 de cada 10 beatmakers no tienen el toque de hacer parecer al rap algo simple, Tomy sí. El tiene 18 años, nació en San Clemente pero vive en Tenerife, España, por lo que al chabon no lo conozco. Ahora le estoy pagando pistas de temas viejos, aunque él me decía que no. Hicimos Repeat porque en “Cambalache” el no tiene mucho espacio y yo tenía ganas de que hagamos un proyecto grande. Después está el Punga. Me di cuenta que el tiene capacidades que van mucho más allá del rap. Entiende de electrónica, punk y una banda de géneros más. Juntos hicimos mutatis. Tenemos una relación muy lisérgica. Lo próximo que vamos a sacar juntos es un pedo mental, yo sigo siendo Lego Skillz y él sigue siendo Punga pero tenemos ganas de flashear con la música, probar. Con Mutatis, tema que es muy distinto a todo lo que hice, hicimos prueba piloto; queríamos ver cómo reaccionaba la gente a algo completamente distinto a lo que venía haciendo y el resultado fue tan positivo que ahora es mi segundo tema con más repercusión. Es un tipo que sabe y que le gusta probar y en mi encontró un artista que le da bastante libertad en ese sentido. En Cambalache, Skinny Skills, que es el último tema, va a ser el pie a una nueva etapa en donde el Punga va a estar muy presente. Se va a ver mucho la influencia de Rage Against The Machine, entre otros. Nos gusta mucho a los dos y siempre le digo que quiero hacer que con mi música la gente quiera agitarla, cagarse a palos, pero sin perder el valor de las letras, que siga teniendo barras que valgan la pena. Con él aprendí a manejarme en el escenario. Tenía toda la cancha que yo no, porque él ya había estado en dos bandas e incluso llenó un Emergente. Se nos sumó después el Mapris, que terminó siendo mi gran segunda de Capital. También está el Nego . A él lo conocí gracias a Mapris. Tomy y Nego tienen personalidades muy distintas. El primero está hecho para hacer cosas voladoras y el otro es un productor todo terreno en cuanto a boom bap, tiene una identidad y un estilo muy prolijo. Es un productor amateur que ya está un paso más arriba pero con herramientas de amateur. Con él todavía me debo un proyecto piola para hacer para que se lo tome como a Tomy se lo tomó con este proyecto. Mi objetivo es que a él también se lo vea como un productor, como un señor boombap y que otra gente lo empiece a conectar. El Ruso  es la tercer pata con El Punga. El es manager de la RPCK y de Tian. Cuando era más chico, hoy tiene 18, organizó la primera gira de Barderos por el sur del país. Barderos y El ruso son de Neuquén. Ahora es mi manager. Es una persona que nació para hacer lo que está haciendo y siempre vos lo ves trabajando. Después está Galati , que labura con Nego. Son de Lomas de Zamora. Pero básicamente este es el equipo fijo y somos estos los que después conseguimos conexiones y terminamos laburando con más.

¿Qué tanto sentís que estás en la producción musical y audiovisual? ¿Te involucras mucho o dejas que laburen por vos?

Siempre quise gestionarlo yo mismo pero no tenía los conocimientos. Empecé a estudiar artes visuales y ahí aprendí un poco más de lo que era fotografía y con la música me pude meter porque aprendí mucho de ver en estudios. Al Punga lo veía laburar y capaz estaba haciendo un bajo y le decía que quería que el bajo suene menos rígido y el chabon me entendía. Tal vez la palabra no es “rígido”, pero sin tener ese lenguaje musical el chabon lograba cazarme. Por eso también labure tanto con el Punga y nunca hicimos música sin estar los dos en el estudio. Me meto muchísimo en los proyectos y cada vez más. “Repeat 3-peat” es todo una idea mía, los vídeos son una idea mía pero no las tomas y la música desde cero está hecha entre los dos, Tomy y yo. Quería que sean tres boombaps muy distintos pero al mismo tiempo boombap con todas las letras. Obvio que Tomy hizo los ritmos y él fue el que controlo todo pero en parte la idea principal era mía, tanto vídeo como audio así que sí, me comprometo siempre y si pudiera hacerlo yo, y creo que en algún momento sí lo voy a poder hacer yo, lo haría. Miro mucho a gente como Dano o productores de Estados Unidos, o inclusive él caso de Billie Eilish. Obvio que estamos muy lejos de la industria de allá pero ves que arrancó con el hermano a hacer música en su casa y terminó ganando 6 grammys y decis: “se puede”, más en el momento que está pasando la música y el rap argentino. Llegará un punto en el que me pueda hacer las cosas yo y con mi propio equipo de laburo y de una manera que solo nosotros entendamos.

¿Quiénes son tus referentes del pasado y de hoy?

Mi escuela de referentes la integran personas del rap argentino como T&K, La Coneccion, y esa ola de 2011/12 que terminaron generando todo lo que le está pasando al Hip Hop nacional ahora. Yo de chico me venía curtiendo con rap español o yankee y ellos me hicieron volver a activar con la movida local. Actualmente no estoy consumiendo tanta música nueva porque, al estar tan encerrado en mis ideas y proyectos en conjunto, no me doy el tiempo necesario. Joey Badass es mi referente más grande en cuanto a lo que me gustaría llegar a ser como artista, su estilo jazzero y cómo fluye sobre una base. La verdad, tengo referentes dependiendo de lo que me fije: Kendrick me vuela la cabeza por la forma que tiene de conceptualizar los álbumes y el audiovisual. Se nota que el chabon no deja el audiovisual y que está metido en todo el trabajo. Eso es algo que me re flashea y creo que en Argentina todavía no se llegó a este nivel de conceptualización de un material. En algún momento tuve una admiración re grande hacia Lil Supa en el estilo de boombap porque creo que marcó una generación en lo que es habla hispana. Otro referente es Dano pero porque me mostró un rap distinto: la forma de expresarse desde todo punto de vista, sonido, barras, audiovisual, el chabon es todo rap, es rap por todos lados. En las etapas que fui pasando fui teniendo referentes distintos, y después mis amigos, todos los artistas con los que me rodeo y hacen música, todos me transmiten eso y de cada uno capto algo distinto, que eso los hace únicos y también me funcionan como referentes, absorbo.

¿Cuánto tienen que ver tus ganas de diferenciarte, de escuchar música distinta, con todo lo nuevo que suena en Repeat 3-peat?

Esto lo hablamos mucho con el Punga. Yo empecé a escribir y hacer música porque no me costaba nada. Escribir es gratis y una pista va a haber en cualquier lado y sabía que me iba a servir y que iba a poder hacer algo con eso; evolucionar también es gratis. Está muy instaurado esto de “el rap es rap y sale como sale y al que le guste bien y al que no, también”. Creo que entendí que yo tenía una formación como artista y que llega un punto que si vos tenes ganas de trascender, hay que estar un paso adelante de otras personas. Fue un tema de noches y noches de cranear y decir : ¿yo me quiero quedar en lo que hago, me quiero quedar en el nivel de producción de Papiroflexia o quiero innovar, quiero llegar a ser algo, entender por qué esta voz va atrás de la otra y por qué se panean estas dos voces, y qué genera eso? Siempre tuve algo inquieto ahí de querer estar en todo y aprender no cuesta nada. Me di cuenta que podía llegar mucho más lejos si seguía con esa mentalidad de innovar y también porque ya había comprobado que a la gente le podía gustar lo que yo hacía desde el principio y que solamente faltaba eso, un proceso. Me plantee: yo ahora no soy Lego Skillz, ¿a qué quiero que llegue esa faceta como Lego?, quiero escribir desde acá, hablando de esto, para este público y teniendo en cuenta esto, y teniendo en cuenta que salí de acá, y formar todo eso, y juntar todo eso y que de ahí salga Lego Skillz… una fórmula que si la llegas a tener clara y llegas a hacer tu música, desde la escritura, la producción y demás, llegas a tener una identidad propia y eso no te lo saca nadie. Eso te diferencia de un artista que hace muy buena música pero no tiene identidad propia así que laburé eso y llegué a ese punto pero no fue algo planeado desde el principio, se fue dando. En Repeat pensé en cada tema. Es un proyecto corto pero le metí mucho pensamiento porque quería hacer algo que cierre una etapa y tenga sentido. “Anthem” es un tema apuntado a un público que me viene viendo hace un montón, muy personal pero al mismo tiempo hablando y agradeciéndole a este público. “Palabreo” es mucho más introspectivo, más como para que lo analicen. El tercero es este forreo que me hacía falta y además es el estilo que quiero hacer, el que quiero demostrar. Le propuse a Zeballos hacer un boom bap con todas las letras, que él hace tiempo no hacía uno y le mandamos. Camuflamos ahí una partecita suave y después la base cambia a algo más duro, medio de sorpresa, y elegí dejarlo para el final para que la gente vea que se viene algo por ese lado.

¿Apuntás a ser un representante de la nueva generación del denominado “rap estricto”?

Me encantaría que eso pase pero para lograrlo tengo que hacer algo que no se haya hecho en Argentina. La verdad, no creo que esté haciendo nada inédito todavía, simplemente estoy haciendo mi rap de la manera más prolija y consumible posible. Mi objetivo es que la gente flashe con mi música, y no solo por la letra sino que haya todo un contexto musical interesante. Es mentira que el boom bap es simple, es algo super complejo. Entender eso me ayudó a mejorar. Mi objetivo es llegar a hacer el boombap que de verdad quiero. Para eso sé que tengo que combinar muchas cosas; por un lado tenes lo que hace gente como Toteking, que te provoca ganas de googlear palabras que desconoces pero a la vez quiero convertir eso en algo un tanto más potable. Si te fijas, Space Hammurabi está haciendo algo parecido. Barras y barras que no aflojan, pero su mutación se dio a lugar cuando lograron volverse más escuchables, más exportables.

¿Hasta dónde querés llegar? ¿Qué podemos esperar de Lego?  

Yo ya mostré mi marca registrada de skills,, mi forma de rapear. Creo que la gente ya lo sabe. Lo que quiero demostrar ahora es que eso se puede llevar a un nivel cada vez más avanzado de producción. Me di el gusto de hacer el boombap que yo quería y ahora quiero pasar a una etapa en la que lleve mi rap a otra cosa: a poder marcar mis influencias del rock y de la parte más bardera y hasta de electrónica.  Igual, la intención no es hacer un Rap-rock a lo Limp Bizkit, sino que sea algo que la gente no haya escuchado antes, que no sea una fusión, que sea algo muy nuevo. Todavía hay mucho en mi mismo que pinta explorar… hay tiempo, mucho tiempo. Además, tuve la suerte de armar conectas importantes, así que se vienen feats con Socio, Mapris, Tian, Troubles y los pibes de Kamada. Entre todo eso voy a ir definiendo, sin apurarme.

¿Cómo te caería a vos que esto siga creciendo?

Es loco. En algún momento me lo tuve que creer porque hacerlo me permitía anticipar, armar la jugada un par de pasos antes para saber qué puede llegar a venir después. El año pasado tuve este click, cuando fui a Buenos Aires en búsqueda del equipo de laburo. Se trata de estar preparado mentalmente, más allá de que tengas los medios o no. Tengo que creer en mi música. Capaz muchos artistas no te dicen que se la tuvieron que creer y que se fue dando pero creo que todos tenemos nuestro momento para poner las cartas sobre la mesa, quiero algún día vivir de esto y quiero que algún día el pibe que me está escuchando hoy, tenga un hijo y el hijo me escuche. Es eso, conseguir los medios y mientras ejecutar en la cabeza y tener todo preparado.

A esta altura queremos hacer una pausa.

Decidimos separar todas las reflexiones que hizo a lo largo de la entrevista, cuando se iba por las ramas, cuando más pensaba las respuestas, porque sentimos que entre la data más dura anterior iba a diluirse. Es todo este contenido intelectual lo que hace de Lego un rapero diferente, un artista que resalta, que no sólo tiene skills, flow y cámara. Lego es Lego por lo que piensa (sus letras), cómo lo dice (sus técnicas) y porque también, y sobre todo, sigue siendo Agustín.

Sobre los feats y trabajar con otra gente:

“Hasta ahora yo no hice ningún feat que no quisiera hacer. Mucha gente pide feats, te ofrecen plata por hacerlo pero es muy difícil hacer un feat con una persona que lo viene a pedir. A vos te llegó una persona y te cebó y justamente es eso lo que te lleva a hablarle y solo comparto temas con la gente que me gusta. Es difícil hacer un feat con una persona que no conoces, que no contactaste. De pronto, con la gente que me gustaría hacerlo termina siendo algo mucho más espontáneo y mutuo y de decir “che llegó el momento de hacerlo” y lo hicimos. Así se dio con el Troubless, que empezó como una charla de par a par y después de un tiempo, salió. Lo mismo con el Saje. Nos cruzamos un par de veces, ranchamos, compartimos música y después de un tiempo, que también vimos que la gente nos estaba vinculando musicalmente, dijimos que estaría piola y se terminó sumando el Kelo. Yo me vincule con la gente que me tuve que vincular, nunca busqué, no me interesó… me gustaba la idea de compartir escenario con gente que alguna vez escuche pero al mismo tiempo hay un montón de artistas que se esfuerzan por mostrar todo lo contrario, como si tratar con ego fuera para justificar que alguna vez no admiraron a alguien o no les gustó un trabajo. Me cago un poco en eso.”

El ego de artista:

“…está muy presente, demasiado. Si hay un artista que me cruzo en una fecha y me cebó o me marcó en algún momento en mi música, se lo voy a decir. Me pasó con el Asterisco, que nos cruzamos en un evento y yo le hable un par de días después de haber tocado, le conté, porque la verdad no me afecta que lo sepa sino que hasta me gusta, que su música era parte de mis viajes a la escuela en el momento en el que yo deliraba con hacer rap en algún momento. Esa es una actitud que tuve con todos los referentes que me fui cruzando, pero hay gente que siente que hacer eso es rebajarse. La movida está llena de artistas que, cuando cumplen sus metas y conocen a quienes los inspiraron, son incapaces de mostrarse agradecidos, eso es un tema de orgullo. Se cree que está mal aceptar ciertas cosas o reconocer a quienes están hace más tiempo como si fuera rebajarse. Para mi es transparencia y respeto, porque si sos artista y llegaste hasta tal punto y ves el laburo de otro, por más que no te guste, sabes que le costó llegar hasta ahí también, y que llegó ahí porque hizo algo piola y porque está haciendo las cosas bien. Te cruzas un montón de gente con ego y con egos altísimos y te cruzas un montón de gente que la falta de ego hizo que no prospere, que quede un poco al margen. Hay que tener un balance. Por ejemplo, creo que no contestarle a una persona hace que hayas tirado una semilla al pedo pero tampoco podes hablar con todo el mundo. Igual siempre va a haber alguien que crea que vos sos un gil porque con el público es eso, o te aman o te odian. Si te tienen en cuenta es porque te aman o te odian, y no se puede hacer que todo el mundo te ame y tampoco es sano querer que todo el mundo te ame. Es sano el ego de artista pero cada uno es consciente del lugar que ocupa y el lugar que ocupa el otro y hay que respetar. No me considero un rapero con un ego muy grande pero también soy consciente de lo que estoy logrando pero no tengo este ego que se ve en el rap y más en el rap de Capital.”

Sobre el dinero y la fama:

“Es cíclico, una cosa te da la otra y al mismo tiempo al revés. No soy de esas personas que crea que la fama es algo que está mal y obviamente que la plata tampoco está mal. Creo que el músico, como músico, merece su plata y en Argentina estamos en un momento en el que estamos recibiendo lo que merecemos. Prefiero el dinero mil veces pero creo que la fama es una consecuencia de trascender. Hay que lograr un equilibrio, parte de trascender son las dos cosas. La plata llega, porque la industria es así. Si uno quiere que se consuma su música para trascender, una consecuencia es la plata, quieras o no. Es mentira el que te dice que no quiere ganar plata con su música porque todos soñamos eso. La fama es problemática pero no hay una sin otra. Es aprovechar la fama para hacer plata y la plata se aprovecha y se invierte, y eso trae fama, es como un círculo.

 

La charla duró dos horas. Es imposible poner cada palabra que dijo porque sería una entrevista eterna y además, algunas cosas es mejor no decirlas. Como lector, como lectora, lo mejor que podes hacer para terminar de entender toda la locura que Lego carga, es leer entre lineas, buscar claves entre respuestas. Y definitivamente, escucharlo entre líneas. Lego no hace técnicas solo porque es un skillero y le salen. Lego es técnico porque así de difícil, y así de bien, piensa, recapacita y actúa.

 

 

 

 

«LA IDEA ES MANTENER VIVA Y UNIDA LA CULTURA».

Por Juan Ignacio Guzmán Dotto – @juanguzmandotto

Matias Tejeda tiene 22 años, nació en Tierra del Fuego y ahora vive en La Plata, donde estudia el profesorado de Educación Inicial. Pero es más conocido por su apodo Baskito. Un beatmaker el cual tiene una gran producción de beats, entre la cual hay 2 discos de hip hop instrumental. En enero lanzó su tercer beat tape Quiet Process; quien tuvo el logro de llegar al medio millón de reproducciones en Spotify. Desde Revista Flow tuvimos la oportunidad de charlar un poco sobre ese disco, su música y proyectos futuros que está craneando.

¿Cuándo empezaste a producir?

Empecé a producir hace 5 años mas o menos, al principio en Fl Studio y luego de dos años me pase a Ableton, porque me gustaba la interfaz, las herramientas de ese daw y además me parece muy completo e intuitivo.

¿Cuáles son tus influencias musicales?

Mis influencias vienen desde jazz, soul, rnb, funk, beatmusic, desde lo más antiguo hasta lo mas actual, soy de escuchar mucha música, y también me gusta lo nacional, e Internacional del rock, música melódica, flamenco, etc.

¿Qué usas para producir?

Para producir utilizo solo mi Akai Apc20 para la construcción del track, luego una vez terminado eso, solo con mouse, teclado y oído empiezo a pulir todos los detalles de cada sonido en el proyecto, pero estoy con ganas de sumar maquinas análogas a mi setup.

Noto una diferencia entre tus dos primeros tapes. En el primero, lo veo tirando mas para un lado electrónico y experimental. En el segundo ya es más lofi hip hop ¿Qué diferencias sentís de este con respecto a tu último tape “Quiet Process”?

Mis primeras producciones estaban muy arraigadas a mis influencias más electrónicas de ese momento, con respecto al footwork, modular music, etc. siempre siguiendo el camino del Hip Hop pero también manteniendo esa parte ambiental, armoniosa, y reflexiva que caracteriza a mis producciones. En el segundo tape ya mi sonido se encuentra más sólido, mis producciones también, el mensaje es claro, creo que mi último material fue la consecuencia de varios años de búsqueda, la ansiedad de querer decir algo, y sabiendo como hacer para lograr dar ese mensaje.

Me dijiste que te tomó un año y medio hacer este disco. En tu instagram decís que este disco es la “convivencia entre la tranquilidad y el caos” como algo que te define constantemente ¿Podes ahondar un poco en ello?

El disco tomó muchas formas, tuvo muchos nombres, un solo track sobrevivió de los primeros que estaban incluidos, ya que durante ese tiempo fui encontrando el camino correcto de lo que quería decir y de cómo hacerlo. Considero que cuando vas a hacer un álbum, tiene que tener un concepto muy sólido, y se debe trabajar arduamente en traducir eso a lo sonoro, y ya que no es nada fácil, mejor tomarse su tiempo. La convivencia entre la tranquilidad y el caos, tiene que ver con mis vivencias personales durante ese tiempo, y gran parte de mi vida, lo que logre ganar en medio de esa dualidad, que si bien algunos la vemos con mucha lejanía, es algo con lo que convivimos cotidianamente, es una aventura encontrar ese equilibrio con uno mismo cuando predominan esas dos cosas, y lo que logré fue traducir la necesidad que sentía de encontrar un momento para introspección, para reflexión, en este ultimo tape, donde tiene un mensaje profundo sobre esa búsqueda y creo que te invita a estar inmerso en ese mensaje durante esa media hora. También lo cree pensando en mis deseos de que sea un álbum para cualquier freestyler, un mismo álbum para todos los que les gustan las rimas, y obtuve muchas buenas críticas con respecto a eso. Así que estoy contento con todo mi trabajo. El arte de tapa le corresponde a SPENCER ©️ (@trill.spenz) a quien admiro mucho, es un diseñador y también productor con el trabajamos en conjunto en muchos proyectos que verán la luz muy pronto.

Estás trabajando en otro tape que va a ser para un sello de Europa y otro en paralelo ¿Qué podes adelantarnos sobre esto?

El próximo tape va a salir bajo un sello de Alemania llamado Dezi-Belle Records, se va a llamar “BIG MOOD” y estoy muy feliz porque no solo va a ser lanzado en formato digital sino también en Vinilo, la tapa también le pertenece a SPENCER ©️ (@trill.spenz) y no tiene una fecha de lanzamiento todavía pero ya esta todo en marcha, así que seguro muy pronto. En cuanto al otro tape que vengo trabajando, esta vez es en conjunto con otro productor muy bueno a quien admiro también como persona, y nada, estamos trabajando mucho en eso, así que estén atentos a mis redes que siempre comunico todos los releases que se vienen.

También organizas “bit tapes” un ciclo de hip hop con otros beatmakers en La Plata. ¿Cómo ves a la movida beatmaker ahí y cuales son tus planes a futuro para este ciclo?

Bit Tapes (@bit.tapes) es un ciclo de HipHop que funcionaba en California Bar (@californiabar.lp) pero durante la cuarentena lamentablemente como le a pasado a otros bares, este tambien cerro, así que estamos en busca de propuestas para llevar esto a cabo. Mi equipo de trabajo está conformado por Extreinsh (@extreinsh), Simon (si.monnnn), Spencer (@trill.spenz) y Nicolás Gianelli (@nicolasgianelli) e intentamos generar un espacio, un lugar de encuentro para beatmakers, artistas del rap, y bboys, donde se puedan participar en cada edición, y tanto el público como los artistas, nos conozcamos y disfrutemos de ese lugar. La movida beatmaker en La Plata es algo que le falta mas visibilidad pero estamos trabajando para que eso cambie, hay mucho talento no solamente en La Plata, Buenos Aires, si no también en toda la Argentina. Con nuestros amigos de Bit Master (@bit_master) pensábamos en hacer algo en conjunto antes de la pandemia, creemos que las conexiones hacen que todo sea más fluido y se llegue a buen puerto. Para un futuro con Bit Tapes esperamos que muchos lugares nos abran las puertas para poder llevar nuestro trabajo a más personas, que se acerquen nuevos artistas, beatmakers, bboys, y que esto se replique en muchos asi podemos volver con todo al ciclo. La idea es mantener viva y unida a la cultura.

Otro proyecto que me dijiste es que para el próximo disco es que te interesaría hacer un vídeo documental como Dano, pero no hablado, solo con imágenes. ¿Ya empezaste a trabajar en esto?

Mi próximo tape “BIG MOOD”, es un tanto callejero, bastante classic, se vuelve un tanto agresivo con respecto al sonido, pero siempre manteniendo las texturas lofi que me representan, también hay mucho groove, mucha armonía de jazz, flips de samples muy trabajados, y cosas que me inspiraron luego a querer hacer un vídeo documental del álbum, me gusto mucho la . Van a participar animadores digitales también, va a ser un trabajo visual muy grande y muy importante para mi. Para enterarse de todo esto, pueden seguirme en mi instagram (@baskitoprod) o pueden entrar a https://www.fanlink.to/baskitoprod donde pueden entrar a cualquier plataforma para escuchar y comprar mi música. También les dejo otros artistas con los que nos solo estamos trabajando en varios proyectos, si no que también me encanta su música: @extreinsh / @octavioaga / @con.fusion_ / @insanosuc / @kaizen.92 / @keth_prod / @monowario / @lasarte.ksp / @clima.shinen / @gvbitou / @gianydorazio / @ignaciolopez.lileme

«Uno va evolucionando y las posibilidades de hacer real las ideas son cada vez más»

Sant Da Man tiene 24 años, nació en Suiza en 1995 y se vino a vivir a Buenos Aires en 2011. Además de ser rapero, cuenta con una larga producción como beatmaker, en la que se destacan 2 mixtapes y un álbum que salió en
marzo: SANT DA MAN 3, donde también participan otrxs raperxs. Tuvimos la oportunidad de entrevistarlo y hablar de beatmaking y su música, ademas de sus futuros proyectos.

¿Cómo arrancaste en el mundo del beatmaking?

3 palabras: Rainbow. Killa. Beat. Una base que hizo mi amigo Francesco a los 15 con loops de stock del garageband. Cuando me la mostró pensé “esto es increíble.” También estaba fumadísimo.

Sos suizo pero ahora vivís en Argentina ¿Por qué decidiste venir acá?

Me mude con mi familia a los 16, yo no decidí nada (se ríe).

Aparte de beatmaker ¿Sos guitarrista? noto muchos solos de guitarra en tus canciones…

Si, no puedo evitarlo. Sabía que escuchar AC/DC a los 11 me iba a condicionar por el resto de mi vida.

¿Tenes artistas o géneros favoritos a los cuáles soles samplear? ¿Cuáles son?

A la hora de samplear no. Podes encontrar el loop de tu vida en un disco de Barbara Streisand. Lo que si la paso mejor sampleando jazz o bossa nova que … bueno… Barbara Streisand.

¿Tu top 3 de beatmakers que admiras?

Uff. ¿3 nomas? Ehhhmm. En ningún orden: J Dilla, Kenny Beats y Dj Premier.

¿Qué opinas al respecto de la movida de beatmaking nacional?

Hay artistas que me ceban mucho, Leston y Kuribo que producen con la Rip Gang la rompen mal. Y Ca7riel esta demente. El beat de “OUKE” y el de “MCFLY” no pueden ser.

¿Trabajaste siempre con el akai mpc 2000?

-Garageband use, hasta que me compre el mpc. Ahora uso la eps 16 para loops y el logic para armar los tracks. El mpc es genial para LO QUE SEA, samples, batas, guitarras, bajos. Todo lo que pasa por el mpc sale sonando mejor.

¿Rapeas solo en ingles?

Hasta hace un mes la respuesta hubiera sido un si rotundo. Pero finalmente me mande un verso en spanish.

Note un cambio de sonido del segundo mixtape a este nuevo álbum, como que jugas más con otros tipos de sonidos. Y me llamó la atención también la cantidad de instrumentos reales que hay ¿Esto es algo que pensaste adrede?

Si siento que el tema necesita algo, se lo agrego si puedo. Y si no, llamo a alguien que sí pueda. Uno va evolucionando y las posibilidades de hacer real las ideas son cada vez más.

¿Cuál va a ser tu próximo proyecto?

Tengo un proyecto con Maldito Mailo, otro con Ro Bettinelli y uno de varios raperos como Freyja y Barba Roja. Un ep con Dj Frsh ya esta terminado también. Además estuve laburando con Luis D’attoma Trio.

Escucha Sant Da Man 3, su último disco acá:

 

«En Argentina están en una instancia muy similar a la que nosotros estábamos a principios de los 90´».

Por Lautaro «Lykao» Yanes – @yanes.lykao

El pasado 26 de abril Cousin Feo publicó su último disco, Ballon D’or, cuyo título hace referencia al reconocido galardón con el mismo nombre que se entrega de manera anual al mejor futbolista del mundo. Tan solo cuatro días
después, todas las ediciones del álbum en vinilo estaban agotadas. Con el pasar del tiempo el rapero estadounidense, de ascendencia latina, sigue consolidando su estilo oscuro a base de conocimiento y referencias deportivas muy significativas.

También conocido como Jason Hernández, el artista de 33 años nacido en Los Angeles, California, creció influenciado por la cultura latina y el Hip Hop. “Cuando era chico le robaba los cassettes de Wu Tang Clan a mi tío”, declara entre risas. “Ellos me impulsaron a agarrar un diccionario, estudiar las palabras que no conocía y ampliar mi vocabulario”, asegura. Además, confiesa la importancia que el grupo de Staten Island, Nueva York tuvo en su proceso de inspiración y en su forma de transmitir un mensaje, “Si me preguntas cual fue mi mayor influencia automáticamente pienso en Wu Tang, la forma en que mezclaban la música con la filosofía Kung Fú me ayudó a hacer lo mismo con él fútbol”.

Al igual que sus discos anteriores, Ballon D ́or es un reflejo de esto. El álbum contiene 11 temas, uno por cada jugador de la cancha. Además, los nombres de las canciones llevan los apellidos de los futbolistas que eligió; empezando por Buffon en el arco, seguido por defensores como Phillip Lahm y terminando con delanteros élite como él ucraniano Andriy Shevchenko. “Quise armar un equipo ideal de jugadores que nunca pudieron conseguir el Balón de Oro pero que se lo merecían” explica.

En 2019 Cousin Feo sacó sus dos trabajos que más reconocimiento le han dado hasta el momento en distintas partes del mundo pero principalmente en Argentina; Provoleta y Choripán. Ambos proyectos fueron elaborados en conjunto con Dre Mendoza, un productor de Los Angeles descendiente de argentinos y colombianos. Los dos discos presentan una lista de siete temas cada uno, todos con nombres de jugadores argentinos.

Un punto clave en la carrera de Cousin fue la canciòn Simeone, segundo track del disco Provoleta, en él que rapea junto a Mir Nicolas de Ingrávidos Squad, una de las mayores promesas del under de nuestro país. “Cuando estaba haciendo Death At The Derby -su disco anterior- Nico se contactò conmigo, difundiò mi trabajo y eso me abriò muchas puertas en latinoamèrica” explica Cousin Feo, “Despues le comentè que estaba planeando un proyecto de jugadores argentinos y no dudo en sumarse” concluye.

El estadounidense asegura que desde que lanzò esos discos el año pasado se mantiene muy al tanto de la escena nacional, “En Argentina estàn en una instancia muy similar a la que nosotros estábamos a principios de los 90, todo es muy puro, me gusta.” confiesa . Ademàs, Nico Mir no es él ùnico que logrò armar conexiones con Feo; segùn nos contò, actualmente està trabajando en proyectos con otros grandes exponentes y promesas argentinas como T&K, Varoner (Golden Boys) y Ruin (también de Ingravidos Squad).

Màs allà de las conexiones que fue alcanzando alrededor del mundo hay que reconocer algo de las barras de Provoleta y de Choripan y es que son realmente buenas. Ambos discos repasan el dia a dia del latinoamericano inmigrante. “En EEUU el sistema no está hecho para gente latina ni para gente negra” reclama el artista en el marco de una recesiòn econòmica que afecta a los sectores más vulnerable y asegura inspirarse en la fuerza y capacidad de superaciòn del colectivo que él representa “El latino nunca se rinde, siempre encuentra la manera”.

Estados Unidos no es reconocido como el país con más fanáticos del fútbol, o soccer como lo llaman ellos, sin embargo el caso de Cousin es distinto. Cuando él era niño se comenzaba a gestar el equipo más importante de Norteamérica, Los Angeles Galaxy. Junto a su tìo Carlos Lima, exjugador de fùtbol en Guatemala, asistiò al partido de inauguraciòn del estadio de dicho club. Casi 20 años después, Feo se uniò para trabajar junto al equipo en la presentaciòn de un nuevo jugador, el mexicano Javier “Chicharito” Hernàndez. La colaboraciòn consistiò en un video en él que se le daba la bienvenida al delantero con un tema de Cousin Feo junto a Dre Mendoza de fondo. “Luego de eso le pedì al club que me regalen una camiseta firmada por Cristian Pavòn, el argentino ex boca que juega en Galaxy, por què Mendoza es hincha de Boca Juniors desde chico” asegura.

En 2018, Cousin Feo publicò los àlbumes “A Little Caviar” y “Creme Fraiche” junto a Keor Meteor, productor francès, en los que los nombres de las canciones llevan el apellido de jugadores històricos del mismo origen. “Me gustaría ir haciendo lo mismo con cada país, siempre con artistas originarios del lugar que elija”, explica el artista que en este momento se encuentra trabajando en un disco sobre jugadores holandeses acompañado del productor neerlandès NorthLake y asegura que este año va a lanzar proyectos en julio, agosto y septiembre, uno por cada mes.

 

«LUCAS ES UNA COSA PERO EL PERRO VIEJO ESTÁ RE RABIOSO»

Por Kevin Dirienso Poter – @kevindpoter

Una historia. Un recorrido. Mucha agua bajo el puente y por ende miles de kilos de rap. Eso trae el Perro Viejo en sus espaldas. Rabioso y sin caretas, afronta esta entrevista como afronta la vida misma: a todo o nada. Y si es todo será recibido de la mejor manera y siendo nada será una nueva experiencia para contar y aprender. Lucas Pinel es el Pincha, el Pincha Lucas, el Old Dogg, el Perro Viejo. Hincha de Estudiantes enfermo y «fanático del sample y de la bruja», este rapero de 36 años vuelve luego de un parate obligado para poner las cosas en orden, para dejar… las cosas claras.

«Antes no era como es ahora, antes había poco y nada. Hoy en día levantas una baldosa y sale un raperito con un disco abajo del brazo» arranca picante, «imagínate que antes había una fiesta por fin de semana con suerte y tenías que ir porque ahí repartían el flyer para la del próximo fin de semana y así» continúa enfocado en este cambio de era. «Hoy es normal escuchar rap, yo era el raro, el perseguido por la cana por usar pantalones anchos, eso cambio aunque ahora no usan más pantalones anchos» dice mientras una sonrisa irónica se pinta sobre su rostro. Lucas es amigo desde hace algunos años y lo conozco, se sus salidas y conozco sus sarcasmos, por eso esta entrevista es diferente y con una complejidad bastante particular.

La plaza y los mates son la excusa; el rap es la razón de esta charla. Con lxs chicxs jugando de fondo, disfrutando los últimos días de vacaciones, el Perro Viejo se despacha con declaraciones fieles a su estilo. Hablamos de todo un poco pero su vuelta a los estudios es, quizás, el principal motivo de esta entrevista. «Esté 2020 se viene con todo, prometo mucha música» cuenta y sigue «tengo algunos proyectos casi listos, algo en colaboración con artistas colombianos y otro proyecto con La Bruja. La verdad que hay muchos temas por grabar , muchos desahogos del Perro Viejo» cierra sonriente. La charla fluye como él durante casi 20 años en la escena. Hablar con Lucas es entender cuando es el pincha y cuando es el Perro Viejo, y es ese artista en donde pone todos sus sentimientos en un papel «no evolucione mucho en las temáticas, yo escribo lo que vivo y la vida siempre me ha dado golpes y sin esos golpes no hay nada para contar» dice en tono reflexivo. Su vida lo marcó y tanto sus errores como sus aciertos son ese motor lírico que despliega en cada una de sus canciones, «una vida feliz» piensa «no le veo mucho sentido al rap desde ahí, haría otra cosa si así fuese, pero seguramente no sería rap, un tema con Maluma que se yo» cierra y va desde lo reflexivo a lo irónico en un abrir y cerrar de ojos.

Mientras los mates se lavaban, el Perro Viejo muestra los dientes y la charla viró el rumbo hacia la actualidad de la cultura en nuestro país y esa especie de boom que se vive por estos días, «Mira, yo siempre trato de no opinar, pero no me gusta tampoco esquivar preguntas, ese boom que decís es medio ficticio, hay un falso crecimiento en el Hip Hop porque lo que realmente se masifico fue el Freestyle y eso trajo la masividad a la cultura y con el trap explotó, pero los que hacemos rap y venimos hace años seguimos igual que siempre, salvo contadas excepciones, todo sigue igual» afirma. El trap y esa polémica es moneda corriente en todas las conversaciones entre los amantes del rap y aquellos que se alegran con la masividad de este género porque consideran que aporta a la cultura y en este caso el Perro Viejo no esquiva la bala y cuenta «yo jamás haría un trap, ojo, me lo han propuesto pero no lo haría, no me sale. Tenía una letra que se llamaba «Trapito» era un trap pero criticando a los «rappers crudos» que empezaron con esto por pegarla pero rompí la hoja y ese tema es historia, no me sale, no es lo mio» cierra enfático.

Si hablamos de su historia, Ksg Click es un tema inesquivable para el Perro Viejo. En la banda oriunda de Quilmes participó activamente durante más de 7 años y fue allí donde dejo barras inmortalizadas en canciones. Hablamos de su paso, su distanciamiento y las razones por las cuales hoy lo podemos catalogar como «Ex Ksg Click», «Yo estoy muy agradecido con la banda, con todo lo que me dió porque fue la primer agrupación que me brindó la confianza y la posibilidad de darle para adelante con el rap» cuenta. Pero no todo es color de rosas y como pasa en muchas bandas, las relaciones se desgastan «pasaron cosas, no importa qué, pero ese dicho «disfruta del artista, la persona decepciona» podría describir un poco todo» explaya, «creo que fue eso, me decepcionaron actitudes que tuvieron mis ahora ex compañeros en un momento que tal vez los necesitaba y por eso elegí hacerme a un lado, no sé qué pasará con la banda pero yo ya deje las cosas claras» cierra y nuevamente esa sonrisa vuelve a aparecer.

La charla está en su punto álgido y Lucas no para de dejar un título tras otro. De manera reflexiva me cuenta que ahora tiene la posibilidad de dedicarse de lleno a su carrera y que no piensa desaprovechar la oportunidad, «voy a meterle con todo a mi parte solista que la tenia muy olvidada. Dedicarle más tiempo y más recursos que posponía por Ksg Click. Disfrute y disfrutaba mucho más tocar con la banda que solista y eso hizo que posponga muchos proyectos como El Perro Viejo, por eso ahora voy a invertir todo en mi y ver los frutos de ese laburo de manera solitaria». El pincha es un tipo real, no se guarda nada y no le importa mucho lo que el grabador deje para posteridad. Él cuenta lo que siente y eso hace que el ser humano siempre le gane al artista. ¿Pueden convivir dos personas en una? No. no lo creo, pero en este caso si pueden combinarse de la mejor manera para hacer de Lucas Pinel un combo explosivo que nunca pierde el control. «Es más hace un par de años saque un disco que toque como mucho tres veces porque la banda siempre predominaba». Sacar un disco parece un objetivo utópico para los artistas de hoy. Los cd´s no son lo que eran y ese cambio drástico los toca a todos, vieja y nueva escuela, sobre esto, el Perro viejo nos dice: «Como artista esta buenisimo sacar un disco pero la verdad hoy garpa el videoclip con el single para que la gente te vea, te conozca. El disco es en forma digital una foto con música y así como casi nadie lee los libritos de los cd físicos, casi nadie se queda mirando tu foto mientras el disco se reproduce, por ende termina siendo algo obsoleto y que no tiene muchos beneficios. Prefiero sacar varios temas con videos y luego agruparlos y hacer el disco cuando los temas ya los escucharon y mal o bien los conocen» cierra.

Casi dos décadas de rap, de movida nacional y mucha experiencia en el lomo. El pincha se hace cargo y nos cuenta que el alejamiento de Ksg Click lo hizo crecer, «todo es una experiencia y definitivamente separarme del grupo me hizo mejorar y por supuesto que uno saca conclusiones o hace balances y hoy te puedo afirmar que hay personas con las que no volvería a trabajar y que si es posible tampoco volvería a tener un dialogo» afirma. «Cambie, obvio que cambie» se sincera, «pero cambie por lo que me demostraron con actitudes los demás. El estar alejado y tener ese espacio de introspección me hicieron replantear muchas cosas y creo que me hizo bien. Hasta mi forma de rapear cambie, ahora soy yo, estoy o me siento más suelto». Y sin tapujos suelta «Lucas es una cosa, pero el Perro Viejo está re rabioso».  Cambios, evolución, crecimiento son tres palabras que se repitieron mucho durante esta extensa charla en un plaza de Avellaneda. «Creo que un artista mas que cambiar debe autosuperarse y mejorar desde ahí».

Era imposible terminar la entrevista sin entrar en sus comienzos y eso nos llevo también a comparar épocas y buscar hipótesis acerca de este público infanto juvenil que se acercó al Hip Hop de la mano de los gallos/traperos, «es fácil» cuenta, «antes, cuando yo era pibe y no me pasa solo a mi, les paso a casi todos, en mi casa se escuchaba cumbia, el rap no existia y eso cambio, te puedo asegurar que si le preguntas a todos los chicos que hay en este plaza» dice señalando el panorama, «o a cualquier otro chico o chica de 10 años para arriba, todos van a conocer a Trueno, a Wos, a Duki y a todos esos pibes que escuchan hoy en día, es lo que consumen, lo que el medio les ofrece» afirma. «Yo dentro de todo tuve suerte» dice, «compartí colegio con dos pibes que curtían el Hip Hop y así fue que aprendí mucho, compartiendo data entre otras cosas. Antes era re jodido de verdad o al menos mucho más de lo que es ahora». El Perro Viejo deja bien claro que cada era tiene sus cosas buenas y sus cosas malas pero el rap subsiste a cualquier era y/o artista y eso es lo que importa.

El sol ya había caído y la tarde era, prácticamente historia. Era hora de apagar el grabador y de agradecerle a Lucas por la charla y el tiempo. Había tiempo aún para conocer sus sueños y él lejos de alardear dijo «mi mayor sueño es ver a mis hijos felices, con esto estoy». Así terminaba una conversación interesantísima y llena de titulares para poner en la primera plana de cualquier medio. El Perro Viejo está de vuelta y esa es la noticia, vuelve y vuelve con el rap a cuestas para destapar su esencia y volver, una vez más, a dejar las cosas claras.

 

Fotos: @Alvaradoaxx / Melani Garcia Tapia

 

«NOAL CREW: Sacrificio y autosuperación contra todos los pronósticos»

Córdoba, primeros días de enero. Un fernet y ese acento tan caractéristico se hacen presentes en Revista Flow. Suena mi celular y la primera entrevista de este nuevo año es una realidad. Del otro lado están el Flako Flaking, Gnoxis, Deko, Synchro, AlanSnog y Don Bass, amigos, hermanos del Hip Hop y de la vida, que en conjunto forman Noal Crew o No Alineados Crew, una de las más antiguas de Córdoba y del país.

Directo desde la docta y a poco menos de 2 años del lanzamiento de «Avanzando al Sol» su primer disco, estos pibes viven el Hip Hop a pleno, con el rap como motor y prometen un 2020 cargadísimo de música. Con ellos hablamos largo y tendido de todo un poco. Con una vision critica, consciente y en donde esa experiencia es demostrada, estos hermanos nos cuentan sus sensaciones en una entrevista imperdible.

Agosto de 2018, sale Avanzando al Sol ¿Qué nos puden contar hoy a más de 1 año de su lanzamiento? ¿Cumplió las expectativas?

Lo sentimos como un gran logro, luego de tantos años de amistad, shows, temas, juntes, pistas, freestyles y otras yerbas, poder concretar un primer disco como crew es algo hermoso y cargado de emoción y significado «12 años que se imprimen en un mix hardcore». Respecto de nuestras expectativas grupales, lo sentimos como superador. Imagínate que el disco se venía gestando aproximadamente desde 2013. Entre idas y vueltas, aciertos y contratiempos, sumado a la enfermedad de nuestro hermano Chicho El Ser y su posterior trascendencia a otro plano, nos hizo ver qué pasó mucha agua bajo el puente. Y lo que nos dejó fue ese sentimiento de empuje que significa «Avanzando al sol».

Ustedes como crew se formaron en 2006… ¿Qué sienten que cambio en el HH desde entonces?

Los cambios han sido muy notorios, en especial a partir del auge del internet y las redes. Las plataformas digitales y de distribución de contenido cambiaron las reglas del juego, mutando a una nueva era digital a donde a veces lo más viral no representa en sí lo más “real” digamos. Antes el Hip Hop se trataba de una forma de insertarse a la sociedad, un estado de consciencia. Ahora la faceta que más rápido le llega a la gente es la de la industria musical, donde ya lo que se dice no hace falta que se respalde con actos o que represente la cotidianidad del artista sino, antes bien, se respalda con la cantidad de “followers”. Hoy pasa que cada dos por tres aparecen nuevo artistas virales que jamás se los vió compartiendo espacio y tiempo con la gente de la movida. Así como productores que entran en la movida aprovechándose de la proliferación de público pero sin dejar nada a cambio salvo costos muy altos para organizadores de eventos por su “peso mediático”.

¿Cómo ven al Hip Hop argentino en la actualidad?

En la actualidad, el HH argentino está mutando de acorde al pulso mundial de consumo, pero hay que saber diferenciar algunas vertientes: Por un lado, la movida del freestyle mantiene un crecimiento sostenido desde hace varios años, siendo Argentina un bastión de la disciplina a nivel mundial para habla hispana. Por otro lado, el trap generó la emergencia de un montón de muchos artistas muy talentosos y originales, abriendo puertas a sellos y disqueras para proponer (o a veces imponer) condiciones y contratos. Lamentablemente, siempre sucede que el foco está puesto en lo nuevo (y muchas veces efímero) y no en trayectorias. Pero ya conocemos las reglas del juego. No renegamos de ello. Somos nuestro propio sello independiente. Por último, creemos que el 2020 marca un retorno al boombap en general. El trap es un género que explotó por sí solo y, en algún punto, también marcó un camino. Sin embargo, la esencia del HH siempre ha sido la protesta social y la visibilización de situaciones de vulnerabilidad; los últimos años en Argentina han sido devastadores en lo económico y social, y naturalmente la gente tendrá mucho que decir al respecto para poder reinventarse y resurgir. Una cuestión muy cotidiana en Argentina.

Si bien son de una plaza importante a nivel nacional, ¿Sienten que el HH está centralizado en Buenos Aires?

Musicalmente hablando, siempre la industria estuvo centralizada en Buenos Aires. No sólo por una cuestión de cantidad de producciones sino, y principalmente, por el crecimiento de público de los últimos 10 años. En Buenos Aires, si uno tiene el tiempo y la posibilidad, hay movida HH de lunes a lunes y muchos espacios disponibles para ocupar musicalmente. En el caso de Córdoba, la situación es muy particular, ya que en nuestro suelo hay movida HH desde principio de los ‘90 pero siempre ha sido un escenario difícil de conquistar, principalmente para los artistas locales. El público, en términos de cantidad de gente, ha crecido bastante pero sin conocimiento de la historia del HH de la ciudad sino más bien impulsados por las tendencias y la moda. Por lo que se hace muy difícil, a veces, la autogestión de eventos o conseguir tratos con organizadores que estén a la altura de la dedicación, trabajo e inversión que hacen algunos artistas para sus presentaciones. Siempre está el discurso de que “sirve a la banda para mostrarse” o “te ofrecemos consumisiones y lista free pero no hay caché”, como si los traslados, la sala de ensayo y las horas de estudio se pagaran con fernet. Nosotros hemos transitado gran parte de esa historia. Lo más importante es mantenerse real , sabiendo que nuestro lazo con la música va más allá de las tendencias y corrientes, porque es un trabajo de por vida.

¿Qué le sobra y que le falta al HH argentino? 

El Hip Hop argentino tiene algo muy particular: le sobra talento y capacidad productiva para la generación de contenido. Por el contrario, los accesos a distintos niveles de difusión están restrictos para la mayoría, cuestión común en la industria musical suponemos. Pero además, nos referimos con la difusión a una escala profesional, ya que mucha gente -incluso desde la autogestión- tiene propuestas escénicas y musicales muy profesionales pero sin el reconocimiento que merecen. Por otro lado, creemos que al hip hop argentino le sobra flow y creatividad para sorprender en todos los niveles, algo que coincide con nuestra identidad como pueblo. Sin embargo, falta más gente que apueste a lo local, en todos los ámbitos nacional, provincial, municipal de forma tal de generar más espacios para el posicionamiento del género. Nuevamente, el caso de Córdoba, hay pocos escenarios prestos a cultivar y dar lugar al hip hop en todas sus vertientes, porque anteponen siempre la ganancia como condición. Cuando la realidad es que la ganancia vendrá de la mano de la generación de público genuino y local. Es una paradoja.

Año nuevo, proyectos nuevos ¿Cómo los trata este 2020? ¿En qué están laburando?

Para el 2020 tenemos planificada la generación de mucho contenido, tanto de la banda como de cada uno de sus miembros en lo individual, apuntando a incrementar nuestro nivel de difusión e impacto. Para ello, estamos y hemos decidido llevar a Noal al status de sello discográfico y poder centralizar todos nuestros lanzamientos a través de éste, en todos los canales y plataformas disponibles. En cuanto a contenido, la idea es trabajar sobre nuevos ritmos, más frescos, compuestos, dando un salto no solo en cuanto a la calidad musical en sí, sino también a la performance del show en vivo. En carpeta tenemos para este 2020 el lanzamiento de muchos nuevos temas de Noal (banda) en formato single con vídeo incluido, sumado al lanzamiento de proyectos paralelos: Gnoxis con su primer EP solista, Deko con “Clase 79” (disco), Synchro con EP solista y Flaking por partida doble, un material solista y un material producido junto con Don Bass y Alan Snog que lleva el nombre de “Double Dragon”.

El año pasado tocaron en Baires ¿Cómo fue la experiencia?

Excelente, como siempre que vamos para allá. Tenemos muchos amigos con los que compartimos camino desde el comienzo y gente te recibe como uno más de la familia. La gran ciudad es un lugar sumamente desafiante en cuanto a presentaciones y siempre que llevamos nuestro material se recibe con respeto y buena onda, por lo que siempre es necesario estar a la altura. Es muy lindo volver al lugar donde se siente la magia de la cultura HH, y sobre todo cruzarte con gente que está al tanto de tu material y te agradece poder compartir con ellos. A veces es difícil poder coordinar con organizadores o gestionar los medios para hacer una presentación de la formación completa, pero de a poco y a fuerza de trabajo, sobre todo, las puertas se van abriendo. Para este 2020 tenemos en mente, y como uno de los objetivos del año, lograr una fecha con formación completa y volarle la peluca a la gente.

Definan a la Crew en pocas palabras

Mucho sacrificio y autosuperación, contra todos los pronósticos. Una de las crews más viejas del Hip Hop nacional que actualmente se mantiene en actividad como crew y como banda.

Estuve chequeando sus redes y se nota el laburo serio… ¿Cómo trabajan eso? ¿Cambiaron la visión de un tiempo a esta parte en cuanto a la profesionalización?

Actualmente, en cuanto a nuestras redes, estamos haciendo hincapié en la organización y gestión tanto del contenido como de los anuncios de lanzamiento y la promoción de nuestro material. Para poder dar un salto de calidad en este sentido, trabajamos junto con “Fraktal” parte del equipo de Noal, siendo el encargado del diseño gráfico y community management. Periódicamente mantenemos contacto y nos reunimos con él para discutir e intercambiar estrategias, ideas y conceptos que acompañen y complementen nuestra propuesta musical. El principal objetivo de este cambio de enfoque es generar nuevos nichos de público y tener un mayor alcance en cuanto al día a día en la escena nacional. Otro paso crucial para la profesionalización es registrar nuestros temas en SADAIC. En cuanto a lo técnico y lo artístico, estamos en la búsqueda constante de opciones y propuestas. Es un crecimiento que se da de forma natural, que nace desde nosotros y en el que muchas veces se expande con la colaboración del trabajo de gente en la que confiamos para que los tracks, videos, y shows sean cada vez mejores. Nuestro objetivo este 2020 es lograr un show que no se centre solo en lo musical, sino que proponga intervenciones y cambios de dinámica para que el público se lleve consigo realmente una experiencia artística.

NOAL CREW proyectos a corto y mediano plazo.

A corto plazo, durante el mes de enero tenemos planificado el lanzamiento de 4 singles nuevos por el sello de Noal (3 tracks de Noal y un single adelanto del próximo trabajo de Flaking). Para Febrero se vienen otros 4 singles nuevos para adelantar los EP que se están trabajando en Surestada Rec, y así… la idea es tratar de generar material para poder sostener ese ritmo todo el año. Por suerte, el 2019 nos encontró con muchas producciones para terminar así fue sumamente necesario calendarizar los lanzamientos. A mediano plazo, el proyecto más ambicioso es dar inicio al 2do disco de Noal, tomando la calidad de sonido lograda para el disco anterior como base. El próximo material será superador a todo lo anterior en todos los sentidos.

Por Kevin Dirienso Poter (@kevindpoter)

 

 

 

«En el interior es dónde el underground sigue vivo»

Martes 10 de diciembre. El calor es insoportable, el día un caos. Mientras en Plaza de Mayo, Alberto Fernandez inicia su mandato como Presidente de la Nación, yo agarro la bici para dirigirme a lo que será la última entrevista del año. La calle es un hervidero, algunxs festejan, otros se mueren con su propio veneno. El térmometro marca 38.5º, son las 17.30 hs. y el verano se hace sentir. Nuestro destino es el barrio porteño de Flores, unos 30 minutos de puro pedaleo sobre el ardor del concreto. Como dije es la última entrevista del año y el protagonista es Tobias Canosa Aka Tobiah Alk 28, un rapero oriundo de Trelew que se encuentra hace dos años ya, repartiendo sus rimas en la ciudad de la furia. Casi una hora de charla con este trelewense de 24 años que tiene un presente inmenso, un futuro prometedor y que nos recibe de la mejor manera en su hogar. Él es Tobiah con quien compartimos una tarde entre rap, infancia, Trelew, música y sueños.

¿Cómo llegas al Hip Hop? 

De muy chico descubrí el freestyle en un callejón. Ahí conocí a un pibe que fue quien me acerco a la Alkantarilla 28 que es al día de hoy mi crew. En ese momento creo que empece a vivir el mundo hip hop, eso de quedarme en la calle tirando free, improvisando todo el tiempo o ir a la casa de alguno para conseguir un disco y después llegar corriendo para escucharlo, creo que ese es el inicio y es como llego a la doble h.

¿Te acordás que fue lo primero que escuchaste?

Si mal no recuerdo fue Eminem, en ese momento Mtv te pasaba muchos videos de él o de ese estilo y cuando escuche el tema «Without Me» la flashee mal. Después también vi uno de Xibit y Wu Tang Clan y ahí termine de explotar. Al tiempo, para un cumpleaños, un amigo me regala el disco grabado del Sindicato Argentino de Hip Hop que fue lo primero que escuche de rap en castellano, no tenía idea que en Argentina se hacia rap.

Infancia y crianza en Trelew, ¿Cómo fueron esos inicios? ¿Cuando empezaste a escribir?

Al principio era mucho freestyle, estaba todo el día improvisando, todo el día, todo el tiempo (se ríe). Posta me quedaba todo el día compartiendo en la plaza, en la calle, donde sea que alguien este haciendo free. Después empece a escribir un montón. En ese momento no tenía pistas y rapeaba sobre los interludios de los discos hasta que me descargue un programa y me hacia las bases, bastante malas por cierto, jamás grabé nada con eso (vuelve a reír). En ese momento fue cuando arranque a ir seguido a la casa del Artick que es otro rapero y productor de la Alkantarilla 28, donde tenia el estudio casero y cuando realmente llegue y ví ese lugar, con esa energía me atrapo por completo. En ese momento el estudio se llama Spectro Sound todavía, se cambio el nombre porque tenía techo de chapa y cuando llovía no se podía grabar, por eso quedo Alkantarilla.

¿Cuántos años tenías en ese momento?

Y yo tenía… 13 años mas o menos cuando pise el estudio por primera vez.

13 años… ¿Qué te dijo tu familia? ¿Te apoyo?

Yo creo que me veían como cualquier familiar adulto que ve que un pibe de 13 años empieza a hacer algo. Calculo que pensaban que era momentáneo, no dejaba de tener 13. Mi vieja siempre me apoyo, hasta el día de hoy lo hace. Además, ella toca el piano, mi hermano es músico y se fue de casa temprano para vivir de lo que le gustaba entonces es como que hay un historial ahí donde las cosas son así y esta bien. En mi casa hay una aceptación a la música.

Luego de todo eso y de tus primeros discos, decidís venirte a vivir a Buenos Aires ¿Hace cuánto estas acá y cuál fue la razón que te impulso a dejar tu casa y tu familia?

En marzo se cumplen dos años, fue un poco para crecer la razón por la cual decidí venirme para acá.

Te interrumpo pero porque esto me interesa. Muchxs artistas del interior vienen en búsqueda de oportunidades con ese dicho que dice «Dios está en todos lados pero atiende en Buenos Aires…» ¿Crees que esto es así tal cuál?

Y si es un poco eso. A todos los que venimos del interior, sobre todo de un pueblo o una ciudad pequeña, nos pasa un poco eso. La verdad es que se nota mucho la diferencia y esa fue una de las razones por las cuales decidí venir, buscando una mejor vida tanto para mi como para mi familia. Acá hay más oportunidades y es lógico que así sea. Tampoco hay que confundirse porque yo conozco muchos y muchas rappers, podructorxs y gente vinculada al rap muy buenxs que andan en su movida y lo hacen por amor. Allá no hay prensa, no hay tantos eventos, ni todas esas cosas que se viven acá, pero lxs pibxs la viven así y creo que es donde se ve el verdadero underground propiamente dicho, el interior es donde el underground sigue vivo de verdad. Imagínate que capaz no hay eventos por seis meses y lxs chicxs siguen rapeando igual.

Viniste hace 2 años entonces en búsqueda de más oportunidades… ¿Las encontraste?

Sí, obvio que sí. Por ejemplo sacar un disco acá fue muy distinto. Nosotros ya habíamos editado dos discos desde allá y más allá del progreso musical, fue distinto editarlo acá porque desde el vamos el disco llego a lugares distintos, si nosotros no estuviéramos en Buenos Aires eso no hubiese pasado. En la parte física también, nosotros hicimos copias físicas para repartir y vender y no nos quedo ni una sola. Otra cosa que nos pasa y esto es muy loco posta es que ahora tocamos más en Trelew que cuando estábamos viviendo allá. Es loco y muy irónico pero no nos pasa solo a nosotros y calculo que eso es porque la gente siempre mira para las capitales.

¿Cómo fue la adaptación a Buenos Aires, con su ritmo, su rutina, su gente, etc.?

Y es muy diferente. Por suerte uno tiene la música como escape, el rap, otrxs tienen otras pasiones y son ese escape necesario. Obvio que se nota, por ejemplo el tren, las distancias, ir en bondi apretado, el subte en hora pico, pero tener ese propósito lo hace llevadero y te saca de la locura cotidiana. Quieras o no, esta ciudad te pone a otro ritmo por eso esta bueno tener un espacio para relajarte y salir de la locura.

2019 llega Puro, recien me contabas lo diferente que fue editarlo desde Buenos Aires. Es un disco diferente ¿Cumplió tus expectativas? ¿Cómo fue el proceso creativo?

Los temas los arrancamos entre finales del 2017 y principios de 2018 que fue cuando realmente empezamos con todo. Veníamos buscando algo junto al FlakkodelBloque y se fue dando. Yo a él lo conocí antes de hacer «Habitual» (su disco del año 2017) y fue de una manera muy loca porque resulta que yo había grabado un tema sobre una pista de él sin saber que era de él, ahí pegamos buena onda, mucha química y nos pusimos a trabajar en «Habitual». En ese momento se transformó en un hermano para mi, empezamos a ranchar todos los días, conozco a su familia, él a la mía y así empezamos a buscar algo nuevo. Me acuerdo que escribía cosas, escuchábamos pistas y nada, las descartábamos porque no nos convencían. Un día llego al estudio y el Flakko se estaba haciendo tremendo pistón, era un tema que se llamaba «Salud» que finalmente quedo afuera del disco, pero lo considero el primero porque ya marcaba una linea. Si vos analizas «Puro» tiene una identidad sonora que se empezó a gestar ahí. Después vino «Sagrada Familia» y enseguida empezamos a trabajar en «Filosofía Samurai» y así fueron cayendo los temas que compartían esa linea.

¿Eso fue buscado o simplemente sucedió así?

Sí, en realidad sabíamos que los estábamos trabajando para algo. Recién al cuarto tema dijimos vamos a hacer un disco. Tuvo mucho que ver mi situación personal y lo que me pasaba cuando me estaba viniendo para Buenos Aires. No es que yo de un día para el otro me vine, la verdad tuve mi momento de analizar, pensar, lo venía planeando y eso es lo que reflejan las letras. «Puro» no es un disco donde busqué la métrica, ni me volví loco por el flow y esas cosas. «Puro» es justamente un disco donde busque ser puro y decir esas cosas que quería sin pelos en la lengua.

¿Cumplió tus expectativas?

Sí, sin dudas. A mi me gusto mucho, por supuesto que siempre uno intenta no estancarse e ir por más, pero fue un trabajo que me gusto, que disfrute. Es un disco muy nuestro, nos metimos en todo, en el diseño, en la fotografía, en todo. Fue como dar ese paso necesario.

¿Sentís que es importante dejar un mensaje en tus letras?

Sí, creo que es algo natural. Trato de no cargarme esa mochila, eso va en cada uno. La música es música y es libre, capaz un día querés sacar un tema para bailar y otro después para que la gente te escuche y analice lo que tenes para decir. Todos los que tenemos la posibilidad de escribir nos basamos mucho en las emociones. Por ejemplo, yo no rapeo lo mismo que a los 18 y no lo haría tampoco. «Puro» en este caso, es un disco más maduro, mucho más solido.

«Hoy me levante cansado de esos puristas, raperos, traperos, no hay géneros para el artista…» Nos metemos en la polémica. Tu letra refleja un claro pensamiento y un argumento muy solido, ¿Qué pensas del Trap y toda esa moda? ¿Lo metes dentro de la cultura Hip Hop? 

Mira te pongo este ejemplo: El Artick el otro día se mando un trap tremendo y es rapero desde siempre. Creo que es un límite mental que se pone la gente encima. No por sacar un trap dejas de ser rapero. La música es libre, si la Mona Jimenez saca un rap, ¿Va a ser rapero? Pero claro que no. Lo que sí me parece es que hay que cuidar la esencia de uno y no perder la identidad. Y sobre si forma parte o no del Hip Hop, la verdad no sé, es difícil. Creo que hay puntos en común donde te diría que si y otros en donde no. Las formas son importantes y ahí esta el tema.

Estuve leyendo mucho tus publicaciones en redes y tanto ahí como en algunas letras hablas mucho de «equipo de trabajo». Es raro en la actualidad que un rapero hable de una manera tan seria y profesional sobre equipo de trabajo. ¿En qué consiste y quiénes integran ese equipo?

Si, más que equipo de trabajo es mi equipo. Es algo que se viene gestando hace mucho pero que este último tiempo fue cobrando importancia y seriedad. Antes que laburar juntos somos hermanos de crew. Como decía hace un tiempito empezamos a formalizar un poco más las maneras de laburar, si bien ya veníamos con Alkantarilla 28 junto al Foonkickbeat, al FlakkodelBloque, el Artick, cuando nos mudamos acá empezamos a trabajar con gente con la cual ya habíamos laburado. Tenemos productores, un fotógrafo que se encarga de la imagen y ahora trabajamos en conjunto con una productora llamada Nomades que se encarga de mover nuestra música por las plataformas y también con una productora que se encarga de la parte audiovisual. Llamo mi equipo a todos los que están detrás de lo que hago. La verdad esta bueno tener un equipo detrás en todo sentido.

En base a todo esto, a la profesionalización y la seriedad, ¿Qué le fata al rap argentino para despegar definitivamente?

Creo que le falta y es algo fundamental, la unión. La comunicación y la cercanía, no amistad, cercanía entre todxs y eso es algo que si veo en otros géneros. Una mayor mancomunión entre todos seria interesante para el rap nacional. Estoy seguro que se viene laburando mucho y muy bien y aunque faltan cosas estoy seguro que el rumbo es bueno, estamos cerca de ese boom. Acá se consume mucho rap latino y poco rap local pero todo suma porque eso genera conexiones muy piolas.

¿Qué se viene para el futuro cercano?

Tengo algunas cosas ahí grabadas, otras por grabar y seguir puliendo. Además tengo un proyecto audiovisual ahí cocinándose. Estoy escribiendo mucho, que es algo que me encanta hacer. Hay un poco de todo y ya empezamos a diagramar el 2020 en materia de temas, vídeos y esas cosas. Ahora en temporada de verano nos vamos todos para el sur a trabajar, ya tenemos algunas fechas cerradas y otras charladas para tocar allá que hay muchos balnearios y donde se esta consumiendo mucho rap.

Por último y para cerrar, un sueño que tengas…

!Wow¡ que difícil. Me gustaría estar en el mismo lugar que mi gente haciendo lo que me gusta. Me encantaría hacer lo que hago con la posibilidad de tener a mi familia conmigo.

Así terminamos la charla. Casi una hora de historias, anécdotas y mucho mucho rap. Eso nos dejo Tobiah, este gran Mc oriundo de Trelew. Un vaso de agua y otra vez a darle pelea al calor, en bici, como siempre. Música en el auricular y mucha conversa para analizar.

 

Por Kevin Dirienso Poter (@kevindpoter)

Agradecimientos: A Tobiah y a su hermano por la amabilidad, la charla y la buena onda.

Fotos: Efrain Sosa (@efrainms7)

 

«El Hip Hop es una tremenda herramienta de transformación y educación»

Cristian Araus es Profeta Marginal, de Chile. Activista de la cultura HH desde 1989 aproximadamente y un artista nato que emana cultura. Aprovechamos su paso por nuestro país para charlar con él, palabra autorizada.

 

¿Quién es Profeta Marginal? 

Yo soy de la periferia de San Bernardo , al sur de Santiago De Chile. Conocí el Hip Hop a través de una pelicula que vi en tv abierta, Breaking en el año 89′ cuando era un niño 9 o 10 años. Quede impactado por la estética de esa película, el graffiti y como bailaban. Me impactó tanto que al otro día cuando fui a la escuela se lo comenté a mis amigos y resultó que ellos habían visto lo mismo que yo; así en los recreos comenzamos a bailar break y sumado a eso yo dibujaba de antes entonces se me abrió tremendo mundo y una gran manera de expresión. Para entonces tenia con esos chicos «The Rapers Power» como grupo de baile pero yo también ya había descubierto el muralismo así que también pintaba. Para el año 94′ yo ya estaba haciendo freestyle y escribiendo mis primeras letras. Con influencias de Panteras Negras, Public Enemy, NWA y Ice T. Panteras Negras era como NWA pero en español, de acá de Chile, después de escuchar eso quedé loco. Ese mismo año me llama un amigo que la madre le había regalado un teclado. Iba a clases de piano y se suponía que era para tocar clásico pero como el entendía programamos la batería, hizo unos acompañamientos y con mis letras formamos Naciente De Las Cadenas, nuestro grupo, que duro hasta el 99′ aproximadamente. Tocabamos en jams en vivo, liceos, colegios y giramos por todo Santiago. Del 94′ sale nuestro primer demo Lucha Marginal que constaba de 4 temas grabados en cassette. Mas adelante fui parte de otros grupos como Kamzutra, Trabalenguas y La Clase, pero también ya había empezado a hacer mi lado solista. Luego empece a conocer como hacer pistas, como beatmaker, a dedicarme mas a escribir y rapear y fui dejando el grafiti para desarrollar otros elementos y ya bailo muy poco.

¿Tenes idea o llevas la cuenta de cuántas canciones o discos sacaste desde aquel entonces hasta ahora?

Con el primer grupo -el del 94′- logramos tres trabajos serios: El demo y dos discos aparte, con Kamazutra sacamos uno, con La Clase también uno y otro con Trabalenguas. Yo como solista llevo tres hasta el momento pero ahora en noviembre sale el cuarto que se titula «Códigos Del Hampa».

Tremendo laburo hermano. Aprovechando que estás en Argentina te pregunto ¿Cómo vez al hip hop a nivel grobal en Chile y como lo ven de allá a todo lo que pasa ahora acá?

Mira, lo veo como un movimiento muy, muy potente tanto cultural, como forma de dar enseñanza y como socialmente muy bien. Sirve como una herramienta para ayudar a gente que esta marginada, en las villas, etc. No se queda solo en lo musical. En Chile están súper desarrollados los elementos, incluso estos últimos años mucho mas con toques, eventos y hasta en la redes sociales se puede notar. Con respecto a la Argentina, yo he venido alrededor de cinco veces desde 2006 que fue la primera y puedo notar un crecimiento increíble con las mismas variables y hasta diría que la tecnología ha hecho que se potencie. Ahora como critica, por decirlo de alguna manera, debo decir que me llama mucho la atención aquellas batallas (de freestyle) en las que se trata siempre de humillar al otro por pura exaltación del ego. Me parece que no aporta demasiado, por lo menos desde mi perspectiva que es mas educativa. Siento que se potencia más cuando son batallas de contenido y skills. Tuve la oportunidad de ir a tocar también a Perú, Uruguay y podría decir que en general Sudamérica esta en un boom de desarrollo increíble, con un nivel muy similar en los diferentes países.

Hablando de booms, corta ¿Qué pensas del trap?¿Creés que aporta algo?

Hay que entender una cosa, el trap en si es una variación de lo que se llamaba dirty south, algo muy parecido a lo que hacia Busta Rhymes, lo que también se conoce como doble tempo; ahora cuando se da todo esto del «trap latino» es donde me parece que hay un poco de distorsión, porque difunde contenidos muy capitalistas, medio misóginos y de ostentación. Ha sido desde siempre un producto de mercado, siento que es eso nomas y que esta muy alejado del hip hop como tal, me queda siempre la sensación que es algo que se hace para hacer dinero y que cada vez se aleja mas del hip hop como cultura y lo que eso representa.

Excelente visión. Hablemos de tu libro ¿Cómo surgió la idea, cuando lo escribiste, llegó a Argentina o es solamente para los hermanos Chilenos?

El libro es una especie de bitácora de años y años de talleres de hip hop (desde el 2000 en adelante) en donde se habla de rap, de los elementos, de películas, el conocimiento, y otras cosas que surgían ahí donde yo vivía en la villa, entre otras cosas también muy importantes como la lucha Mapuche, el derecho a una vivienda, etc. Para el año 2016 note que tenía demasiada bitácora y metodologías que pensé en hacer un libro, que después se publicó bajo la editorial H2O Hip Hop Organizado (editorial popular) y salió en diciembre de 2017. El libro consta de 3 partes: Una primera que es una entrevista donde cuento básicamente lo que es la educación popular, la segunda donde hay aproximadamente 30 metodologías dinámicas y didácticas para realizar con niños, jóvenes y grupos de educación y hip hop, y una tercera parte donde aparecen algunos articulos que he escrito para unas revistas de Perú. Entonces, con todo ese material logramos publicar el libro, le hicimos una presentación donde hubo arta gente, logramos vender muchas copias y ahora ya está también para bajar desde internet con mas de 3000 descargas hasta el momento. Mucho feedback también recibo mensajes de diferentes países en donde me cuentan como lo están implementando y como va surgiendo todo. El libro se llama Metodologías Libertarias, Hip Hop y educación, por Profeta Marginal.. Si pones eso en google te aparecen ahí nomas los links para descargar, pero sino en mi página personal de facebook (prof marg) o en Convención Hip Hop y en el blog Rapscuela.

Ya estamos terminando ¿Algo que quieras agregar, decir.. Un consejo?

Si mira, me gustaría decir que el hip hop es una tremenda herramienta de transformación y educación, ojalá la gente le de la importancia que necesita el contenido en si mismo. Ojalá la empecemos a usar para construir de forma colectiva, que sea constructivo el contenido. Eso hermano, ¡Profeta Marginal está en la casa!

Por Lucas «L Mental» Rodriguez (@lmentalbro)

“»A VECES SE OLVIDAN DEL CONCEPTO PRINCIPAL DEL HIP HOP, QUE ES EL RESPETO”

En un domingo soleado de los que nos regaló septiembre antes de las tormentas, nos juntamos con los chicos de Psicotrópicos, Diego (@diego_escarate_) y Sirolah (@sirolah), en lo que se convirtió en una charla entre amigos, con el objetivo de conocer su nuevo trabajo RITMOS ÚNICOS, que lo podemos encontrar en YouTube y Spotify. Un álbum lleno de variedad de historias, igual que esta entrevista. Desde un barcito de Avenida Corrientes, para Revista Flow.

Para empezar, cuéntenme un poco de historia de la banda, una carta de presentación para quienes no lo conozcan:

  • DIEGO: Somos una banda de rap, nos conocimos en San Martín por amigos en común, por la música misma…

¿Cuánto tiempo llevan haciendo música?

  • SIROLAH: depende; yo como solista llevo ocho años, y con la banda casi tres años.
  • DIEGO: la cosa fue así: él tenía un grupo, “SAMURAI SWING”, casi legendario (risas), muy conocido dentro de la escena under, sobre todo de la vieja escuela; yo empecé a rapear con INSTINTO KRIU, ya nos conocíamos, tanto por eventos en común como por el barrio, nosotros somos de San Martín; y un día pintó armar algo en común, con Rober también (@gonzrober, músico de la banda)… y acá estamos.

¿En qué momento decidieron dejar de tomarse a la música como un hobbie y darle más protagonismo?

  • SIROLAH: yo siempre quise apuntar a hacerla de manera más profesional, siempre me exigía, y cuando lo conocí a Diego me di cuenta que él me potenciaba a exigirme aún más… y eso fue algo muy bueno. En resumen llevo casi cinco años viendo a la música de otra manera, aunque siempre la tomé como un trabajo, como algo necesario para mí. Hoy, con 26 años llevo más de la mitad de mi vida dentro de la cultura hip hop, primero como graffer, después como MC, en competencias de freestyle…

Creo que todos pasaron por las compes alguna vez…

  • S: así es. Después ya nos consolidamos a hacer música y a disfrutar lo que hacemos ahora…
  • D: de igual manera sigue siendo un “hobbie” porque ninguno de nosotros vive de esto, a nosotros nos da de comer nuestro laburo de oficina, pero no por eso dejamos de hacerlo de manera profesional. Por más que esto no nos genere ganancia, lo hacemos de forma 100% profesional en la medida de lo posible, y damos todo porque es lo que nos apasiona.

Estuve viendo que su último disco, RITMOS ÚNICOS, lo produjeron ustedes al 100%, ¿Cómo se gestiona un disco desde cero? 

  • D: los beats son todos míos, y ese fue un punto de inicio…
  • S: primero nos plantamos en lo que queríamos hacer, y como grupo dijimos bueno vamos a probar haciendo un tema, y a raíz de los frutos que nos dé seguimos o vemos cómo hacemos o por dónde quiere continuar cada uno. Una vez que terminamos ese tema, quedamos impactados en la dinámica y la versatilidad que generamos como grupo, y nos decidimos en hacer un material todos juntos, que se tituló RITMOS ÚNICOS porque la primera canción tiene un intervalo en el que repetimos esa frase varias veces.
  • D: esa idea la tiró Rober… volviendo al tema de los beats, muchos eran viejos. Hace casi diez años que hago beats y fueron quedando, entonces los íbamos tirando a ver qué les parecía, y terminaban saliendo temas…
  • S: de hecho, debido al tiempo que llevó elaborar y producir todo esto, tuvimos que acortar la lista de temas que teníamos para este trabajo. Creo que le sacamos como cuatro o cinco canciones…

¿Alguna de sus canciones tiene alguna historia que valga la pena contar, o algún significado especial?

  • S: con en la otra vereda nos pasó, la escribimos en un momento sentimental muy importante, los tres estábamos viviendo la misma situación… y es la canción que más sentimiento tiene.
  • D: dice “y si no me quieren más, no me voy a matar, me voy para el estudio pa grabarte una canción de rap”… cuando suena en vivo explota todo.
  • S: para mí, cuando uno transmite un sentimiento tan franco, y es tan directo, a la otra persona le llega el mensaje tal cual. A veces como raperos y como compositores intentamos hacer algo más argumentado, aplicando un poco más de técnica, pero a la gente no le llega el mensaje concreto; y en esa canción nos abocamos precisamente en lo que queremos decir…
  • D: …y lo terminamos en un solo día. Me acuerdo que tenía el sample de la guitarra que escuché de un tema francés re viejo, y pintó hacer el sample ese mismo día que lo escuché porque la intro me volvió loco, empecé a tararear un estribillo, salió, llamé a los pibes, escribimos todo, lo grabamos y en casi un día entero lo teníamos terminado. Salió de manera muy espontanea.

Lo bueno que tiene la música es que el artista puede llevar su mensaje pero el oyente lo puede captar de otra manera…

  • D: claro… uno pasa el mensaje por sus subjetividades, después lo convierte en un objeto que es la obra de arte, y después la persona que lo recibe lo vuelve a pasar por sus subjetividades y lo transforma en otra cosa, eso es lo lindo de la música.

La cultura HH se está volviendo masiva últimamente, muchas marcas se están acercando, ¿Qué opinan sobre eso?

  • D: está buenísimo.
  • S: si, es lo mejor, yo creo que en nuestro país se le da mucha fuerza a lo local. En un momento a los argentinos nos alejaron del hip hop por todo el conflicto con los ingleses, y acá se hizo muy fuerte el rock nacional, después le tocó al reggae, a la cumbia en los barrios bajos, luego vino el turno del reggaetón, y como que en algún momento le iba a tocar al rap, pero siempre estamos a un costado. Ahora, por ejemplo, está el trap, y así van saliendo sub-géneros que están muy buenos, todas las nuevas generaciones se están metiendo y a raíz de eso terminan escuchando artistas de rap que a mi gusto son muy buenos, como CANSERBERO que llegó a muchos oídos con un gran mensaje…
  • D: es como el VICO C de nuestra época…
  • S: bueno, yo empecé con VICO C. Después, recordando a los chicos que llegaron a Puerto Rico, pienso que en Puerto Rico hay un nivel de rap extraordinario, por más que se dediquen a hacer trap o reggaetón, en lo que es el rap no les podemos decir nada porque son muy profesionales y vienen trabajando hace años, igual que los chilenos. Ellos nos llevan bastantes años de cultura, y acá de repente se hizo muy masivo EL QUINTO ESCALÓN, que ese fue como el boom, a partir de eso crecieron muchos artistas y se involucró mucha gente de afuera, y aparte, los ojos a los que yo llamo cuervos(risas) que vieron que esto estaba creciendo y dijeron “es momento de invertir”.
  • D: está bueno porque nosotros cuando éramos más pibes no vivimos todo lo que está pasando ahora. Yo soy chileno, vine a Argentina a los 10 años, y en Chile en ese momento explotaba el rap, y acá nada; había dos grupos (en la escuela), y se peleaban entre ellos, y yo era el rarito que escuchaba rap, y por ahí enganchaba a un compañero que le gustaba o algo, pero era re marginal, nada que ver. Y ahora ver a una persona que escucha rap es re normal, re común, todos los pibes andan rapeando en el barrio…

Sobre la cultura en general, ¿Qué creen que le falta?

  • D: y ahora creo que le falta un poco de reconocerse como tal. Hay mucha gente que está entrando en el rap pero no es consciente de que eso es parte de la cultura HH y que tiene muchísimos años, del origen combativo… todo eso se está ignorando. Entran por el lado de las batallas y omiten todo lo demás.
  • S: sí, a veces se olvidan del concepto principal del hip hop que es el respeto. Pero bueno, también pasa por la manera en la que se inician. Creo que uno al empezar es más competitivo, y después cuando entra en sintonía y logra entender, ahí ya escucha y respeta mucho más que al principio… pero hay algunos que creo que están “arriba de un pony” y hasta con mucha razón porque hicieron en dos años lo que para otros lleva décadas o directamente no pueden hacer… es bastante complejo.

¿Cómo trasladan los valores de la cultura HH a la vida cotidiana?

  • D: el respeto, sobre todo.
  • S: y también la comunicación, que es el elemento del hip hop en el que más nos desenvolvemos. Siempre intentamos comunicarnos, alejándonos de la agresión, solucionamos todo hablando, compartiendo información, y más que nada respetando el pensamiento del otro. No importa lo que sea, somos todos distintos, y todos pensamos diferente.
  • D: y la unión que tiene la cultura en sí, que te hace sentirte identificado con el otro artista, sea rapero, break dancer, bboy, graffer… nos pasa que tratamos de tener una gran relación con todos los exponentes del rap de nuestro barrio, nos juntamos y cada vez que nos cruzamos en los eventos ranchamos, compartimos una birra, charlamos de nuestros proyectos… hay una hermandad súper linda y eso está buenísimo.

Y ya hablando de ustedes individualmente más que como banda, ¿Cuáles fueron sus primeras inspiraciones y cuáles son sus inspiraciones actuales para la música que hacen?

  • D: las primeras… en Chile empecé a escuchar Tiro De Gracia, que el disco ser humano fue mi Biblia, después empecé con Vico C, me fui un poquito más al material de España y Estados Unidos… y después tuve etapas de reggae, rock nacional, cumbia, tango, jazz, lo que sea, y eso también está bueno porque te va nutriendo y te va formando como artista.
  • S: por mi parte, yo empecé con Vico C y Don Omar, que en ese momento estaba Bandolero… no sé por qué pero al rap yankee siempre lo evité hasta ahora, y también recuerdo escuchar mucho rap español. Me gustaba mucho el léxico de los españoles, acá se rapeaba de otra manera y se me hacía que el rap español era mucho más completo en el dialecto. Acá se repetía mucho, allá no… después, cuando el Sindicato Argentino de Hip Hop sacó los temas con Vico C y Tego Calderón me volaron la peluca… y hoy en día casi no escucho rap, estoy un poquito alejado, a veces siento que recuerdo fracciones de temas o melodías y cuando escribo me puedo llegar a confundir, entonces ahora escucho otros géneros pero más tranqui, por ahí reggae, o un poco de blues, que son más sonoros, no hay mucha letra… a veces pongo una sinfonía… estoy medio careta (risas)
  • D: yo trabajo de productor, tengo un estudio, entonces escucho lo que está en la industria, porque creo que me compete y me sirve para ir avanzando, entonces trato de recibir trap y reggaetón…

A veces quien está muy metido en la cultura rechaza todo lo comercial, lo ven como “lo negro”.

  • D: Tal cual, y ese concepto del under, de que “hay que ser under para ser real” yo no lo comparto mucho, para mí, si seguís haciendo lo que te sale del corazón y tu mensaje sigue siendo genuino, podés firmar con una disquera tranquilamente y tocar en el Luna Park sin ningún problema. Mientras sea real…
  • S: igual el contexto del underground es raro… si uno hace todo a pulmón, siempre va a ser underground no importa el género que hagas, porque vos salís de abajo, la estás peleando, no es fácil, a medida que vas creciendo se te van sumando nuevas responsabilidades, por ejemplo: planeás un show y planteás un precio y te dicen “no, ya no son underground, ¿cómo vas a cobrar eso?” y ya eso me parece medio loco, porque uno invierte tiempo, el tiempo es plata y la plata es tiempo, aparte de horas de estudio, plata para los vídeos…
  • D: muchas veces nos han invitado a shows que no sólo no nos dejaban nada sino que nos representaba un gasto, y ahí frenamos y ponemos en la balanza, entre tomarnos cinco bondis, perder todo un día, una noche, mejor nos quedamos en el estudio y qué se yo, por ahí sale un tema nuevo, y me parece súper válido porque si a vos te gusta una banda y querés que siga haciendo música, cómo pretendés que salga adelante si la música no le está permitiendo dejar su otro trabajo para dedicarse íntegramente a esto, entonces es todo un mar de contradicciones complejo…

¿Cómo ven al rap hispanoamericano? ¿Lo están viendo crecer?

  • S: para mí está en el pico más alto, hay mucho contenido y mucha variedad, en todos los países que tienen artistas de rap encontramos de todo: rap, trap, reggae, dancehall…
  • D: ahora en un disco no encontrás sólo temas de rap, encontrás dos temas de rap, un reggaetón, por ahí un trap, un reggae, uno más chillo ut, algo más hardcore… y eso está buenísimo…
  • S: y al entrar las multinacionales también en el juego a invertir esto se hace mucho más público, más vistoso y al mismo tiempo hace que florezca más todavía, entonces se forma como una masa increíble.

Aparte, la variedad hace que gente con distintos gustos se meta también en el tema y los conozca, en la diversidad está todo…

  • D: absolutamente, antes le mostrabas un disco de hip hop a alguien por más versátil o musical que sea, y si el tipo no era rapero por ahí te escuchaba un par de temas, y ahora podés escuchar un álbum y que te salgan con otros ritmos, entonces se va llevando de otra manera.

Y ya para finalizar, cuéntenme lo que viene para la banda, sus próximos proyectos, nuevas ideas…

  • S: ya tenemos por ahí unos temas nuevos… y el plan es sacar lo nuevo en tres meses como mucho, porque este álbum que sacamos ahora lo trabajamos tanto que estaba juntando polvo, es bastante viejo, tiene como un año y medio o dos ya, pasó por muchos procesos de masterización y mezclas, lo cual nos atrasó un poco pero hizo que el producto final quede mucho más limpio y escuchable.

 

Y así, con la hija de Diego dándole su toque de color a la mesa, y muchas risas en el medio, finalizamos una charla súper amena con una banda de barrio que promete seguir sorprendiéndonos con sus próximos lanzamientos. Además avisamos que muy pronto la reseña del álbum estará disponible. Mientras tanto, invitamos a todos a que conozcan el disco RITMOS ÚNICOS en todas las plataformas digitales.

Escucha «Ritmos Únicos» acá

Por Yamila Balbuena (@yamibalbuena)

“HAY MUCHO FREESTYLER DE PLAZA PERO POCO MC DE ESTUDIO”.

Gualeguaychú es una ciudad conocida por tener uno de los carnavales más famosos de Argentina, son esas ciudades en las que pareciera que solo viven en verano o en los fines de semana largos, cualidad de toda ciudad turística. Como si los que le dieran vida son los turistas que van en busca de ocio y relax.  Sin embargo sus habitantes viven sus vidas a veces por debajo de esa industria turística que se lleva toda la atención. De todas esas historias a nosotros nos interesa una, la de Emanuel Búccolo, también conocido en el mundo del rap como Smiley. Quien forma parte de ZonaZero, banda de rap hardcore que integra junto a Rimaestro y Santo Uno. Es un Mc con una trayectoria destacada, que recorrió varios escenarios del país, siempre luchando contra el centralismo de la Capital.

El año pasado editó Tórax, su muy buen disco solista. De eso, de sus comienzos y de sus próximos proyectos, hablamos en esta extensa nota.

¿Cómo llega el Rap a tu vida, y cómo fue la tarea de buscar data en los comienzos? 

Allá por el 98/99 empecé a tener conciencia de esa música tan copada que me gustaba. Yo era muy chico, porque tenía 13/14 años y allá, en Gualeguaychú, lejos de haber siquiera indicios de lo que era el Rap o el Hip Hop. Pero había algunas pelis dónde sonaba muchísimo esa música. Siempre digo que el cine me ayudó mucho a adentrarme en el mundo del Hip hop, porque yo veía pelis de Spike Lee o John Singleston (en esos momentos los canales pasaban películas en idioma original subtituladas y sin censura), y quedaba flashado por todo. Como se vestían, como se movían y por supuesto esa increíble música que sonaba. Con la llegada de Mtv y el bendito Rap City pude palpar más de cerca todo eso, ahí conocí varios grupos, pero acá era imposible conseguir esa música. Después apareció Eminem y fue todo más fácil. Quieran o no, el chabón hizo llegar el Rap a lugares donde antes jamás se habría imaginado (Gualeguaychú, por ejemplo). De golpe podías comprar algún que otro disco de Rap, más allá de los de Eminem, en las disquerías. No era que ibas a conseguir “36 Chambers” de Wu-Tang pero por ahí rescatabas algún Cd de Jay Z, qué sé yo. Después apareció la Hip Hop Nation, la revista de Hip Hop española me introdujo al mundo del Rap en español. Yo ya venía escuchando algo de Control Machete, que era nuestro Rap latino por preferencia en ese entonces. Y después con la llegada de Internet y de Napster, listo… al carajo todo. Muchísimo Rap a la distancia de un ciber con buena velocidad de internet (o lo que se consideraba una buena velocidad de internet en ese momento). Así que así era ser un neófito sediento de Hip Hop allá por el año 2000/01. Costaba, más si eras de un pueblo como del que soy. Pero todo era cuestión de entusiasmo, supongo.

Creo que a muchos de nosotros, más viejos, nos gustaba eso de escuchar algo que era raro, que no era conocido, lo creíamos exclusivo. Teniendo en cuenta eso. ¿Crees que los “vieja escuela” tendrían que haber compartido más los conocimientos sobre el Hip Hop?

No sé. Lo que si pienso es que ninguno de nosotros, sobre todo los más viejos que nosotros, estaban preparados para la explosión de internet y todo eso que habías guardado con candado para que nadie más lo tuviera, de repente era más fácil de conseguir. Aquel b-boy que se había raspado todo el lomo para sacar un movimiento nuevo, de repente ponía “breakdance.com” y un flaco te explicaba en 3 simples pasos como hacer esa prueba. Pero el Hip Hop nunca se caracterizó por ser sororo entre sí, la retroalimentación vino después. Vos ves documentales que te cuentan los inicios de todo esto y todos eran re mezquinos con lo que aprendían o desarrollaban. Pero es parte de la sociedad competitiva en la que vivimos. Yo traté de compartir lo más que pude, al ser uno de los pocos “hiphoperos” de mi ciudad, la onda era que se sumaran más, entonces trataba de enganchar a los gurises más chicos. Les grababa cassettes o CDs, les “enseñaba” a rapear y eso. Pero según cuentan los que son de Capital, era todo lo contrario, todos eran re mezquinos con sus “conocimientos”.

¿Te acordás de tu primera letra? ¿De qué se trataba?

La debo tener guardada por ahí. Habrá sido como a los 15 años. No recuerdo con exactitud, pero en esos momentos yo, como cualquier adolescente, estaba enojadísimo con todo ese mundo al que me debía enfrentar, a lo que era inevitable. Seguro que bardeaba con esa. También me tocó laburar de muy chico, ya a esa edad andaba repartiendo diarios porque era una época muy difícil para el país (creo que tuve un deja vú) y en casa mis viejos la remaban en dulce de leche repostero con 2 escarbadientes. Así que mis letras contaban todas esas “tragedias” que me envolvían.

¿En esos comienzos pensabas en formar una banda o ser solista?

Sí. Era mi sueño, como suelen decir. Nunca imaginé lo difícil que es esto. El estar tan convencido de algo y tratar de hacerlo palpable. Pero acá estamos. Todos los días trato de apuntar para adelante. Y yo odio el positivismo en exceso, pero a veces las cosas son tan básicas como “si te propones algo, podes hacerlo”.  Sólo se necesita convicción y, eso sí, hacer un estilo de vida de eso que te propongas.

¿Cómo fue salir a la escena con Zonazero?

Fue salir con los botines de punta. La onda era salir a cagarnos a bifes con todos y así seguimos. Con Reimon (el otro MC de ZonaZero) nos conocimos en el 2003 chateando y en el 2004 grabamos nuestros primeros temas. Él es de Escobar, Buenos Aires, así que empezamos a viajar una o dos veces al mes a cranear cosas. En Gualeguaychú, no había nadie que rapeara así que tuve que salir a buscar mi amor afuera (jaja). Y bueno, así se fue dando. ZonaZero nació en el 2006 conmigo y Reimon y en el 2008 sumamos a Santo Uno como Beatmaker/ DJ y acá estamos, en el 2019 con 7 discos abajo del brazo, un estudio de grabación hermoso y con mucho más Rap para dar. La onda de ZonaZero siempre fue hacer Rap con contenido, hard core, mensajes directos, con las letras más pulidas que nuestra capacidad nos permitiera, instrumentales bien pesadas, siempre exigiéndonos al máximo.

Siendo una banda del interior ¿Cómo era la escena de tu ciudad?

Bueno, siempre toman a ZonaZero como una banda del interior, en realidad es mitad gualeguaychuense y mitad bonaerense. Pero como siempre laburamos en Gualeguaychú, creen que somos los 3 de ahí. Pero la escena en mi ciudad nunca creció para ser objetivo. Se podría decir que con la llegada del freestyle los pibes se entusiasmaron y eso, pero hoy por hoy el freestyle creo que no puedo ni considerarlo parte de la escena nacional, hizo rancho aparte. Si hubiera crecido la escena habría más graffiteros, más b-boys, más beatmakers, más Mc´s, más medios… y no hay nada de eso. El único graffitero de la ciudad sigue siendo Santo Uno, los b-boys son los mismos 3 o 4 de siempre y hay mucho freestyler de plaza pero poco MC de estudio.

¿Crees que la escena está muy centralizada en Buenos Aires?

Sí, es el karma. Pero bueno, así es esto, me guste o no. Y parece que siempre va a ser así. Ya hasta me da paja hablar al respecto, porque es una realidad a la que me cuesta enfrentarme. Tendré que hablar con mi psicólogo al respecto. Pero parece que el destino de los artistas que no son (o viven) de Capital, es el anonimato. Y eso que yo estoy cerca de la capital, no me quiero imaginar una chabona que hace Rap que vive en un pueblito de Santa Fe.  Está en nuestras manos cambiar eso. A mí siempre me preguntan “¿Por qué no te fuiste a Buenos Aires?” Porque la verdad que me da paja, me gusta mi ciudad, no veo la necesidad de tener que mudarme a otra provincia para hacer lo que me gusta. Qué sé yo…

¿En qué momento decidiste sacar material solista y porqué?

Siempre quise. Con ZonaZero puedo explayarme de una forma práctica, o sea, a las rimas las pulo, las trato de acomodar lo mejor que puedo, pero por alguna razón ZonaZero me da un seguridad en la que puedo fluir súper seguro en cada frase. No me es difícil escribir una canción para ZonaZero, como que salen de toque. En cambio cuando encaro un proyecto solista me pongo más meticuloso porque tengo terror de cagarla, porque estoy solo, no tengo a otro MC que me apoye en lo que estoy planteando, ¿me explico?
La onda de sacar material solista es la de dar mi visión particular de las cosas, de salir de esa zona de confort que me brinda el rap hard core y profundizar más en los aspectos humanos de la existencia. También porque puedo flashar con tópicos que solo me interesan a mí. 

Tórax es tu último disco solista. Tiene una oscuridad palpable desde el arte. Los beats y las letras. ¿Cómo fue el trabajo desde cranearlo hasta el final. Y si te sentís satisfecho con el resultado?

Sí, es oscurito, pero no deja de haber cierto halo de claridad en las canciones. Fue un laburo de años, como 4 años hasta que quedó el producto final. En 2015 tuve una experiencia personal que me arrastró a una depresión muy grande, y bueno, Tórax es un poco el resultado de eso. Muchas de las letras las escribí desde las profundidades de aquel estado y se ve que eso se palpa. Otras canciones fueron más como caprichos, como “Horizonte de eventos” que es una Oda a mi fascinación por el cosmos, la física, la astronomía y la ciencia ficción. Y a medida que surgían letras, nos juntábamos con Santo Uno – que fue quien produjo todos los beats (excepto la de “Ni un vaso de agua, ni un saludo”)-, en el estudio e íbamos armando las instrumentales. Cabe destacar que hay mucho laburo de composición, músicos invitados y MC´s de terrible nivel. Es un disco que me dejó más que satisfecho. Me encanta como suena, las canciones. Me encanta encarar producciones así de ambiciosas y estar en cada aspecto, desde las letras hasta el mastering. El disco fue grabado, mezclado y masterizado por mí, por cierto. No hay analogía más acertada para un disco que la de hablar de él como un hijo.

¿Como ves la escena actual en tu ciudad y a nivel nacional?

Ya lo dije en una pregunta anterior; no veo que haya crecido. Si se considera “crecer” como la expansión de algo, el hip Hop en Gualeguaychú, nunca creció. Igual, aclaro que ya estoy grande y soy bastante ermitaño, por ende capaz me estoy perdiendo de algo. Pero por lo poco que he visto, no ha crecido mucho. Creo que había más ganas de Hip Hop allá por el 2005, que ahora en plena era de la comunicación. Todo se transformó de una forma que nos supera a los más grandes, y creo que es saludable darte cuenta cuál es tu lugar. Mi lugar, hoy por hoy, es estar en el estudio haciendo canciones, que las nuevas generaciones disfruten del freestyle en la plaza y esas cosas.

¿Crees que el Rap tiene que levantar la voz ante la situación del país?

Por supuesto, el Rap que no lo hace, no es Rap (para mi). Somos el primer escalón en la música que tiene compromiso social. “Si la lucha es cultural el Rap es la molotov”. Cuando uno asume el rol de MC tiene que plantearse que de ahora en más va a ser un comunicador social, que, lo que rapea influye en el receptor y que todo lo que se diga tiene el poder de generar un pensamiento. El rapero que no se compromete con el mensaje social, es un pecho frío. No son tiempos de canciones de amor. Ya todos sabemos que los raperos fumamos porro y eso, es momento de hablar de lo que pasa. No te digo que hagas 15 canciones hablando de que el país es una mierda y eso, pero el mensaje debe estar presente siempre, para que no se pierda esa idea de lucha.

¿Qué proyectos tenés para el futuro con la banda y para tu carrera solista?

Por el momento, lo que se ha hablado en la banda, es empezar a producir un disco nuevo para el año que viene, pero por ahora se nos ha complicado juntarnos (los 3 estamos en ciudades distintas), así que es solo una idea que habrá que darle tiempo. En lo personal, ahora estoy sacando algún que otro sencillo, cada tanto. Hace poco estrené un sencillo y el vídeo de «Torax». La idea es generar material audiovisual tanto mío como de ZonaZero. Y si me pinta hacer una canción sobre “X” temática, la escribo, la grabo, mezclo, masterizo y listo, la saco. Es como impulsivo, pero no tengo proyectos solistas más grandes a la vista, por ahora.

Si tendrías que hacer un top 5 de tus canciones, ¿Cuáles serían?

Sin pensar mucho se me vienen estas:

Reflexiones de reflejo

Horizonte de eventos

Mejor que el Hijo de Puta promedio II

No se por qué

Tórax

Si el rap se personificaría ¿Qué le dirías?

Supongo que lo necesario para que sea mi amigo. Que no puedo vivir sin él. Que si se va de mi lado, me mato (jajaja). Le agradecería por la compañía en los peores momentos.

 

Smiley es una de esas personas con las que da gusto hablar. No cae en la respuesta fácil, te deja varios conceptos interesantes y es comprometido en sus declaraciones, como también en su rap. No te pierdas esta increíble charla con este gran Mc, que sin dudas es uno de los grandes exponentes que tiene nuestro amado rap nacional.

¡Gracias Smiley!

Por Javier «chavo» Ruiz (@chav079)

Conocé a Smiley acá