Asere, que bola…

«Uffff». Onomatopeya perfecta para encuadrar un espectáculo increíble. Eso fue lo que vivimos la noche de domingo en el barrio de Abasto. Con su rap cargado de lírica y con una metralleta de palabras el Aldo conquisto Buenos Aires y llenó el coqueto Uniclub de flow cubano.

Noche fresca típica de mediados de julio. Un clima semi húmedo que permitía ciertas licencias a la hora de la vestimenta: Remera, buzo, campera y estamos. Agarramos la libreta, la lapicera y partimos rumbo a Guardia Vieja Nº 3360 para presenciar lo que a priori era una noche perfecta. Son raros los domingos de show, por un lado cerras tu fin de semana con todo y por el otro al terminar el espectáculo, te invade una especie de sabor amargo amigo de esos domingos pre jornada laboral. Luego de un corto viaje en subte y caminar por las oscuras calles que bordean al Abasto, llegamos a Uniclub que ya desde afuera daba muestras del hervidero que se vivía dentro. Nos acreditamos y nos dispusimos al cacheo para entrar en un mundo aparte, para entrar en el mundo del Aldeano, para ingresar por un rato a La Aldea. 

Por razones personales y pedimos disculpas de antemano por ello, llegamos al lugar cuando el reloj marcaba las 20.30 hs. razón por la cual, no estuvimos presentes en el show previo de Rayo Aka Big Buda, quién sin duda prendió fuego el ambiente con su potente flow «made in» Fiorito. Al ingresar ya el clima nos adelantaba como venía la cosa, ¡Uniclub estaba hasta las manos!. Sonaba Kamada y la gente con el puño arriba le metía fiesta al final del domingo.

Apenas pasadas las 21 hs. el sonido sucio de Buenos Aires empezó a sonar y Vazquez salió a escena con un power tremendo para terminar de aclimatar el lugar. A lo largo de 20 minutos, Jesús Vazquez hizo un repaso por sus tracks llegando con «Asesino» a su punto álgido. «Gracias Uniclub» dijo al despedirse algo que daba paso al plato fuerte de la noche.

Punto aparte para la cantidad de cubanos presentes ayer que le metieron su impronta a la noche cantando, bailando y hasta fumando unos puros. A puro grito le dieron pie al Aldo que sin dudas se sintió como en casa. El reloj marcaba las 21.35 hs. cuando Dave Carvajal puso a sonar la pista de «Voces» que marcaba el inicio del show. Las camperas ya estaban guardadas y el calor generaba un feedback increíble entre «artista – público/publico – artista».

Uno tras otro fueron pasando los clásicos mezclados con los temas nuevos pertenecientes a «LULO» último disco de este enorme artista latinoamericano. El Al2 maneja el escenario como un/a nene/a maneja un celular. Sabe de tiempos, de momentos y de silencios. Sabe cuando disparar cada barra y entiende a la perfección lo que genera en el público. Así fue escupiendo ese flow ante cada bulla de los espectadores que disfrutaban cada segundo de lo brindado por el Aldo.

«Yo no tiro, yo los estrujo y los retiro» reza una de sus rimas y luego de lo vivido en la noche de Uniclub no queda la menor duda que si lo agarras inspirado es mejor hacerse a un lado. Se puede decir que El Aldeano es un artista completo y que vive 24/7 produciendo, escribiendo, trabajando y eso se nota ante shows de este calibre. «Escribo para no deprimirme porque pienso mucho» dice luego y ante cada rima, ante cada track, la algarabía de los concurrentes iba en aumento.

«Gracias hermanos, los amo» repetía ante cada canción así como la premisa de su patria libre, «que viva mi país, que viva mi patria, que viva Cuba libre» expresaba y el grito de todos los cubanos en el recinto retumbaba como una bomba. Desde «A veces» hasta «Es la aldea«, pasando por «Necesito decirte una cosa», «El rap es guerra«, «Muchachones», «Lulo«, este enorme rapero dio cátedra de rap en la noche de Uniclub.

Luego de aproximadamente una hora y media de show era hora de decir adiós y ante cada «Olé, olé, olé, olé, Aldo, Aldo» Uniclub rogaba por un rato más. «¿Seguimos?» preguntaba él, «síiii» respondía con furia el público y así se estiró un poco más una noche inigualable de rap, de Hip Hop y de música. «Ahora sí nos vamos, gracias por todo mis hermanos, los amo» esbozo Aldo y comenzó a sonar «Solo tú» para cerrar la velada con un track romántico al mejor estilo de Al2.

Así paso por Buenos Aires este gran rapero, gran artista que marco a fuego la infancia, la adolescencia y cualquier otra etapa de muchos amantes del rap. El Aldeano es sin dudas uno de esos Mc´s que donde quiera que vaya deja una huella. Sus canciones, su flow y su lírica lo pintan como un referente a nivel continental. Simplemente esperemos tenerlo pronto por nuestras tierras porque shows como estos son los que hacen crecer el rap nacional. Tenemos mucho que aprender de artistas de este tamaño y no hay mejor forma de hacerlo que compartiendo y presenciando eventos como estos. Desde ya agradecemos y felicitamos a HHB Producciones por hacer posible la velada y por apostar en momentos jodidos del país por recitales de este nivel.

Así le dijimos «hasta luego» al Aldeano y nos dispusimos a dejar el Uniclub en llamas para terminar un domingo de la mejor manera. Volvimos a casa repletos de música, repletos de rap, caminando por la oscura Guardia Vieja para perdernos finalmente en Agüero. Terminamos llenos de Hip Hop para enmarcar en nuestros recuerdos un show impresionante.

Por Kevin Dirienso Poter (@kevindpoter)

Gracias a Tomás Salto y a todos los que integran HHB Producciones.

 

«VICO C: LA VIDA DEL FILÓSOFO»

Hace algunos días nos preocupo a todos por su estado de salud. Luego de la falsa alarma nos alegró con las buenas noticias y por eso en la Semana Revista Flow le dedicamos su merecido espacio. Amado por algunos, odiado por otros; sobrevalorado para unos, infravalorado para otros tantos. Pero sin duda alguna, Luis Armando Lozada Cruz mejor conocido por todos como Vico C es indiscutiblemente, uno de los pioneros, sino el pionero del Hip Hop Latino. 

Este rapero puertorriqueño inició su trayecto a fines de los 80, posicionándose en el ámbito de la música de los 90’ y para la década del 00′ ya había ganado incontables premios con canciones como “Desahogo”, “Lo grande que es perdonar”, “Me acuerdo”, entre otras que colocaron al género en un nivel antes no imaginado.

El 17 de agosto de 2017 Vico C estrenó su película autobiográfica, «Vico C: La Vida del Filósofo» , en la que participó del guión y el coaching electoral, después de muchos intentos fallidos según contó en una entrevista explicando que la idea venía hace mucho y que había hablado con muchos productores pero no se había presentado la oportunidad.  Fue entonces que de la mano de Piñoliwood Studios, con la producción de Pedro Cruz y Socorro Ortiz; Y bajo la dirección de Eduardo “Transfor” Ortiz, y la participación de Luis Lozada Jr. ,su hijo fuera de la ficción, la película autobiográfica de Vico C pudo ver la luz..

En el film recorreremos distintas etapas de la vida del cantante, desde su niñez, pasando su adolescencia, comentando sus primeros momentos con la música, mostrando su auge musical, su caída por la adicción a la heroína, sufriendo sus dramas familiares, su paso por la cárcel y hasta su vuelta triunfante digna de un héroe de poesía épica. Al ser una película autobiográfica en la que el libreto fue escrito por la misma persona, ciertas objetividades que a Vico no le gustaría contar pudiesen  haber quedado de lado, pero el plantear su adicción a las drogas de una manera muy cruda y frontal es muy valorable de su parte.

Si bien la producción no es digna de Hollywood, el film está bien logrado. Es bastante entretenido y llevadero para entender en rasgos generales la vida del Filósofo donde el cristianismo juega un papel vital que reivindica mucho en su vida y en sus composiciones.

En una escena musical actual bastante plagada de sexo, drogas, lujos, armas, culos, violencia y muerte, como si de los siete pecados capitales se tratase, Vico, nos trae esta película para recordar su arte en donde la crítica social y la realidad del barrio son fundamentales. Durante los 115 minutos que dura el film nos encontramos con canciones como “Aquel que había muerto”, “Quieren”, “Explosión”, “La Recta Final”, mientras que otras tantas joyas quedaron afuera lamentablemente como por ejemplo: “Tony Presidio”, “Oye”, “La Niña Modelo”, entre otras. Aprovecho para invitarl@s a escuchar las mismas para que entiendan porque se reivindica tanto a este artista.

Hace un tiempo manifestó su disgusto ante el beef entre Residente y Tempo con su canción “Y Boquete Pa’ Tu Techo”, aunque ahora lamentablemente está un tanto alejado de la escena. Luego se su breve internación, Vico, emitió un comunicado donde mencionaba la grabación de nuevo material el cual esperamos ansios@s.

Desde Revista Flow queremos mandarle un saludo a este gran exponente y esperamos tenerlo pronto en Argentina y esta vez sin que las políticas económicas de nuestro país lo impidan (tal como el año pasado que por motivos económicos de la productora no fue posible), y así poder levantar el puño con las barras de El Filósofo, El Arquitecto de la Vieja Escuela, «El Tatarabuelo» o simplemente “Vico C”. 

Mira «Vico C: La vida del Filósofo» acá

Por Thiago Donato (@akathiago)

LA BOMBA TENÍA QUE EXPLOTAR

Ya pasó más de un año desde la última vez que lo vimos a Randito sobre el mismo escenario, subirse a esas tablas no es tan fácil como parece, no por lo menos para un cubano, un rapero y un emigrante. Y es que dentro de este bloqueo inútil que le hacen los poderosos a la isla del caribe, la política migratoria Argentina exige un visado, un simple sticker en su pasaporte que dice que es legal por 60 días y a los 61 ya no tiene derechos. Ese papelito no es un trámite simple, hay que presentar documentación, partidas de nacimiento legalizadas y una carta de invitación del país de destino. Fue, seguramente, engorroso traerlo a tocar, y es por eso, que quería empezar esta nota felicitando a BNS producciones, con DJ Destroy a la cabeza.

Tanto esfuerzo, tanto esfuerzo, y justo el día de la fecha cae la Superfinal que nadie se quería perder, para colmo hinchas de River agredieron al micro de Boca y hasta el momento parece que se postergaba el partido solapándose con el evento, en medio de la duda le preguntamos a la producción: “¿Se hace? ¿No se hace? es todo un lío de horarios con esto del partido”, a lo que me responden “y eso que tiene que ver” seguido de un “ESTO ES RAP”, y ahí quedo demasiado claro qué importaba y que no esa noche… “Hay que darle aplausos en efectivo” me dijo un amigo.

Al final el partido se suspendió, la calle estaba un poco caldeada y por eso nos refugiamos en Beatflow, como la última vez, la cita era a las 9 y llegamos puntuales, el local ya estaba un 70% lleno, arriba, en el VIP, Rxnde, con extrema paciencia, termina de recibir uno por uno a quienes habían pagado el meet. Mientras esto sucede sale al escenario el host de la noche, Federico, el barbero mas rapero de Argentina, quien presenta a Yema Ice, raper oriundo de isla Margarita, Venezuela, que lleva puesta una remera de Militantes del Climax.

Yema se hace dueño del escenario y empiezan a vislumbrar las primeras rimas, DJ Pharuk está en los platos, pinchando la instrumental del tema de Nas, “One Mic”. Con una poesía bien medida, el venezolano va jugando con los colores otorgando uno a cada matiz de la vida, con sus detalles denota realidad, le canta al barrio y sin perder el groove abusa de las punchlines para encender al público que ya estaba casi lleno. Luego de 20 minutos, termina con un tema que toca de cerca a su país y a la inmigración, con amor a América latina y dedicatoria a Bolívar, “Ajeno” , un track que empieza con Eduardo Galeano diciendo “América Latina, en general, ha estado trabajando para el desarrollo ajeno”. Una bandera venezolana se agita en primera fila y un escalofrío nos recorre de punta a punta.

Una vez finalizado, Pharuk le cede las Technics a DJ Destroy, vuelve el host y luego de una mención especial a la situación difícil que hoy vive Latinoamérica, canta un par de temas suyos y le cede la posta a Urbanse, quien comienza cantando temas de su último discazo, “Literal”. De pronto, sin que nadie lo previera, entre tema y tema se tira un freestyle con un nivel de que pareciera que hubiese estado practicándolo toda la semana, pero no, claramente creaba in situ. Poco a poco el show empezó a retroceder en el tiempo hasta que llegó a los clásicos de La Conecta, tocó un par en los que él participó, y nos dejó ansiosos de poder ir a ver a la crew toda junta el 16 de diciembre en Palermo. Luego de 20/25 minutos José, terminó sonando como a él le gusta: “oscuro y sucio como el barrio donde creci”.

Vuelve Fede y llama, citandolo, a “un gran escritor” mientras, cual arqueros en una tanda de penales, cambian nuevamente Destroy y Pharuk. Se trata de Orion XL, también conocido como “el Chino” para los amigos. El platense toca los temas de su disco Kaos & Armonía, discazo que saco en 2016 y que es realmente una belleza literaria. Entre tema y tema, dio lugar, en una primera oportunidad a expresar el repudios por los incidentes sufridos por la CTEP y exigir justicia por el militante Rodolfo Orellana, asesinado presuntamente a manos de las fuerzas policiales a fines de la semana pasada. En un segundo interludio, el chino invito a que se suba al escenario a un pibe de su barrio, El Flaco Brian, quien seguramente jamás se olvide de ese momento.

Y llegamos a la meta final Dj Pharuk le devuelve los guantes a Destroy, el clima está expectante, hay remeras de frases de rxnde paseando por ahí, está la bandera de Venezuela, hay otra de Uruguay, si le sumamos al rapero cubano, y el DJ colombiano, creo que que se podría decir que se sentía un gustito a la patria grande.

Once menos diez, el público ya estaba impaciente y coreaba “Randy, Randy” y Acozta entra con una acapela hermosa bailando las sílabas en el aire. La primera explosión de la noche surge cuando toca “Baúl de los recuerdos”, el lugar parece una célula, hay una suerte de conciencia colectiva, y un líder que parece ser un boxeador en un cuadrilátero, pero que pega con palabras que van como patada al pecho, quizá incluso más fuerte de lo que sería una trompada. Cuando ya estaba todo el público activado, el rapero decidió romper la barrera jerárquica que representa el escenario y baja con el público a cantar, sobra decir que todo terminó en quilombo y celulares por doquier filmando a los saltarines. En un momento de descanso en el medio del show el cubano empezó a hablar de lo estúpido que es una visa para ir de un lado de la línea hacia el otro y de la discriminación que tiene que sufrir por encajar en los falsos estereotipos de la delincuencia. Sigue el concierto, los pelos se le erizan a toda la sala cuando por el parlante suena la voz del Chamo Gonzalez cantando su parte del tema Juicio en el que colabora con el cubano. Continuó el show tocando su repertorio de temas clásicos. Si bien Rxnde sacó un disco hace muy poco, titulado “Que Bolá Asere”, no hubo tanto de su último material puesto que se trata de un disco de 15 temas de los cuales 11 son feats, y es realmente para pensar, porque, claramente es un disco complicado de hacer en vivo, pero, ¿Cuántas alianzas caben en ese tracklist? ¿Cuántos países entraron allí? ¿Cuántas personas conocieron nuevos artistas a partir de esta comunión en un solo álbum?. La alianza que corresponde a la Argentina está representada por Urbanse, y , dada la casualidad no casual, de que estaban los dos en el mismo lugar y en el mismo momento, así que  pudimos disfrutar del dueto cantando “Construchendo” con scratches del colombiano Destroy. En un segundo descanso Acozta aprovecha para sacarse otro puñal del pecho para hablar de su familia, que sigue allá en La Habana, lamentablemente oprimida hace rato, claramente los extraña, pero él parece ser un migrante de pura cepa, que se va a buscar la oportunidad que sea, porque según lo ve él: “Todos somos del mismo barrio”.

Y así, después de un par de temas se despidió, pero no sin antes mostrar el tatuaje que se había hecho con la fecha de su primer recital en nuestro país. El público se volvió loco con tal gesto, Argentina lo quiere desde antes que haya venido y es un placer poder verlo, cada complicación y palo en la rueda valió su pena, y,  al fin y al cabo, esa es una forma de burlarse del sistema. Ahora solo nos queda decidir cómo sigue la noche, puede ser ir a tomar algo, ir a comer algo, ir a dormir para los cansados, o, como hicieron unos verdaderos hiphoperos por ahí, sacar las latas que guardaron en el guardarropa y salir a plaguear la ciudad de tags.

Por Santiago Samezo

@samezo.docx

Fotos: Thiago Donato

@akathiago

 

Rapper School pisa fuerte en Argentina.

Sí ! Tal y como estás leyendo, llega Rapper School de la mano de BNS Producciones a nuestra querida  Argentina. El sábado 29 de Septiembre de 2018, desde las 18:00 hs en BeatFlow  (Av. Córdoba Nº 5509, C.A.B.A.) vas a poder disfrutar de nuevo de esta banda internacional originaria de Perú.

La fecha contará con artistas nacionales de gran calibre ya que para ir prendiendo de a poco el ambiente se van a estar presentando nuestro querido Núcleo AKA Tinta Sucia, el Indio Javi AKA Asterisco y el artista internacional El Yeti, quien desde Venezuela trae su rap. Por otra parte, el encargado de hacerte mover el esqueleto con sus sets será el colombiano Dj Lil Hall Selecktah.

No se pierdan este impresionante show, esta tremenda noche donde estos increíbles artistas van a estar representando lo mejor de la cultura como lo vienen haciendo desde hace 2 décadas.  Este evento es para que asistan los amantes del Rap, dispuestos a disfrutar de una velada a puro boom bap junto a dos monstruos nacionales y a una de las bandas más prestigiosas de hispanoamérica.

El evento estará lleno de flow y seguirá ayudando, en este año con muchas visitas, a seguir consolidando al hip hop a nivel nacional. Rapper School para los que no los conocen, es un grupo de rap peruano que se consolidó formalmente en el 2001, con los artistas que conocemos hoy día cómo: Giancarlo Quiroz Gonzales AKA Warrior, Braulio Gamarra Guevara AKA Norick y Jean Paul Hernando Mendoza AKA Deportado.

Las entradas en venta las podes conseguir a través de Ticket Hoy (bue.tickethoy.com) o llamando al 5263-3300, en The Dark King, Kitch Tech, El Aval, Camet Garage Surf o en La Casa del Barbero. Las generales tienen un costo de $400 + $ 40 y las entradas con Meet & Greet  de $ 600 + $ 60. Ya están avisados, sábado 29 de septiembre a partir de las 18 hs, en Beatflow hay una cita con el rap, una cita con la buena música y el buen arte. No te lo pierdas, decí presente y pone el puño bien en alto por el Hip Hop latino.

Links de interés:

Evento:

https://www.facebook.com/events/2110072315927848/

Entradas:

https://bue.tickethoy.com/entradas-musica/rapper-school-argentina-2018-en-beatflow

https://www.facebook.com/bnsproducciones/

Bns Producciones:

https://www.facebook.com/bnsproducciones/

https://www.instagram.com/bns_producciones/?hl=es-la

Por Franco Ariel Salgado Giordano